VISITA OFICIAL
 

Trump descarta una "frontera dura" con Irlanda por el "brexit"

Varadkar precisa que lo que busca su Gobierno es poder evitar "un muro" entre Irlanda del Norte y la República



JAVIER AJA/BRENDA PÉREZ/ EFE
06/06/2019


DUBLÍN.- El presidente estadounidense, Donald Trump, confió este miércoles en que la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) no provocará el restablecimiento de una frontera dura entre las dos Irlandas, clave para la economía de la isla y su proceso de paz. El mandatario republicano efectuó esas declaraciones tras aterrizar en el aeropuerto de Shannon, al oeste de Irlanda, al comienzo este miércoles de una visita oficial de dos días, entre fuertes medidas de seguridad por las protestas convocadas en todo el país por la coalición "Stop Trump".

El político y su esposa Melania fueron recibidos en la pista de aterrizaje por el jefe del Gobierno de Dublín, el democristiano Leo Varadkar, con quien compareció después ante los medios en una breve rueda de prensa, antes de mantener un encuentro privado en una sala VIP del aeropuerto para analizar el "brexit", el divorcio entre Londres y Bruselas.

"Creo que todo saldrá bien y se solucionará (la cuestión) vuestro muro, vuestra frontera. Nosotros tenemos un asunto fronterizo en Estados Unidos", declaró el inquilino de la Casa Blanca, en referencia a la barrera que quiere construir en la divisoria con México.

Varadkar intervino al instante para precisar que lo que busca su Gobierno es evitar "una frontera o muro" entre la provincia británica de Irlanda del Norte y la República de Irlanda tras el "brexit".

 

LÍDERES INTERNACIONALES

 

Por otra parte, alrededor de 300 veteranos de la II Guerra Mundial fueron homenajeados este miércoles en Portsmouth, al sur de Inglaterra, en el 75 aniversario del Desembarco de Normandía, al que asistieron la reina Isabel II y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Portsmouth fue uno de los puntos de embarque clave para muchos de los barcos militares de los aliados en el llamado "Día D".

También estuvieron presentes la primera ministra británica, Theresa May, el príncipe Carlos y varios jefes de Estado y de Gobierno, como el presidente francés, Emmanuel Macron; la canciller alemana, Angela Merkel, y el primer ministro canadiense, Justin Trudeau.

"La generación de la guerra -mi generación- es resistente y estoy encantada de estar hoy (por este miércoles ) en Portsmouth con vosotros", declaró la monarca británica, de 93 años de edad, que ejerció de anfitriona junto al príncipe Carlos y a la primera ministra, Theresa May.



Volver


diario del Altoaragon
® Copyright Publicaciones y Ediciones del Alto Aragón S.A. | Diseño y Desarrollo: WEBDREAMS