Diario del AltoAragón - Imágenes del Día
  
VIERNES
22
NOVIEMBRE
 
Establecer Diario del Altoaragon como página de inicio Añadir a favoritos   Buscar    B. Avanzada 

Cultura

CINE

Carlos Balbuena: "La memoria es un tema que en este país se ha gestionado fatal"



MYRIAM MARTÍNEZ
09/11/2019

Vota 
Vota 1 de 5 Vota 2 de 5 Vota 3 de 5 Vota 4 de 5 Vota 5 de 5
 Resultado 
1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 0 votos


HUESCA.- La Bolsa de Bielsa da nombre a un pasaje de la Guerra Civil española que tuvo lugar en el Alto Aragón en 1938. Los aviones del bando nacionalista bombardeaban los pueblos de la comarca del Sobrarbe y, ante el avance de las tropas franquistas, la población inició un éxodo masivo a Francia. Carlos Balbuena ha recogido este episodio, que considera poco conocido fuera de las fronteras aragonesas, en la película Elefantes, que este sábado se presentará en Huesca, en el Centro de Arte y Naturaleza (CDAN), a las 18:30 y con presencia del realizador.

El gran protagonista de la cinta, que ha pasado ya por varios festivales y se ha estrenado en Madrid y Barcelona, es el paisaje sobrarbense, y la máxima aspiración de Balbuena, "dignificar" la memoria, algo que, en su opinión, "en este país se ha gestionado fatal" y debería interesar a políticos, gestores y legisladores.

El cineasta señala que la mayoría de las películas sobre la guerra civil o la dictadura se han realizado sin rigor ni pensamiento crítico, "sin asumir riesgos, ni ideológicos ni estéticos", y ha encontrado en esta parte del Pirineo oscense, buscando más allá de su belleza, "las capas de significado, la densidad del tiempo y la memoria que alberga".

¿Qué tiene el pasaje de la Bolsa de Bielsa que pueda ser de interés para cualquier persona ajena a Aragón?

Es un episodio bastante poco conocido fuera de Aragón y de determinados ámbitos académicos relacionados con la historia o la memoria. De entrada, eso, la curiosidad por conocer fragmentos de nuestra historia.

A mí lo que me interesa de este episodio es el desplazamiento masivo de la población. El éxodo provocado por ese último avance de las tropas franquistas. Y, por otra parte, el reto de enfrentarme a un paisaje tan imponente, pero tan cargado de memoria y convertirlo en un personaje más. De hecho, se convierte en el personaje central de la película.

Hay quien dirá: ¡Ya estamos de nuevo con la Guerra Civil! ¿Hay saturación de este tema o todavía quedan muchas cosas por contar?

No sé si quedan muchas cosas por contar. Lo que sí sé es que las que se han contado no siempre se han contado bien, y desde luego no siempre se han contado con rigor. Hablo de rigor en términos de dignificación de la memoria y de justicia, pero también de rigor cinematográfico. Habitualmente a la representación cinematográfica de nuestra memoria reciente le ha faltado precisamente respetar esa memoria.

Elefantes es una película sobre "la memoria". ¿Por qué es tan importante para usted este concepto?

La memoria debería interesar a los políticos, a los que gestionan, a los que legislan. Pero parece que no es así, y así nos va.

A mí me interesa filmar la memoria. Me pregunto cómo hacerlo, cómo dignificarla o, como mínimo, cómo no frivolizar con ella. Representar la memoria, filmarla, es para mí una necesidad tanto ideológica como formal.

La memoria es un tema que en este país se ha gestionado fatal. Y en términos de su representación cinematográfica ni te cuento. Hubo un momento durante la transición, que coincidió con la llegada al poder del PSOE, y posteriormente con el nombramiento de Pilar Miró en Radio televisión española, a partir del cual los temas de la memoria (de la memoria reciente, se entiende) pasaron a ser tabú. A partir de entonces cada vez que se ha hecho una película sobre la guerra civil o sobre la dictadura (con honrosísimas excepciones, claro) se ha hecho de una forma muy frívola, con recreaciones más o menos espectaculares en función del presupuesto, pero siempre carentes de rigor y de pensamiento crítico. Pensando más en el espectáculo y el entretenimiento que en la reflexión sobre el asunto. Sin asumir riesgos, ni ideológicos ni estéticos.

¿Qué papel juega el paisaje?

Esta es una película sobre la memoria que está contenida en el interior de un paisaje imponente. El paisaje, con la densidad de sus capas de tiempo acumuladas, es el auténtico protagonista de la película. Los dos personajes que aparecen son apenas cuerpos que intentan habitar ese paisaje abrumador.

El cineasta Ramón Lluìs Bande me dijo una vez que la filmación de un paisaje tan cargado políticamente tiene más que ver con la moral que con la estética. Creo que tiene mucha razón, y rodando en esta parte del pirineo es muy fácil y tentador acabar haciendo postales; así que el reto era tener la paciencia para que en el paisaje fuesen apareciendo las capas de significado, la densidad del tiempo y la memoria que alberga.

¿Qué peso ha querido darle a la ficción y cuánto a la realidad histórica?

"Elefantes" es una película de ficción, con guion, actores, puesta en escena, etcétera. Pero es una ficción muy frágil, muy imprecisa y ambigua. Una ficción en todo caso más sugerida que concreta, porque me interesa mucho más lo "sensorial" que lo narrativo. Trato de crear relaciones visuales entre las imágenes que no son estrictamente narrativas. Relaciones que tienen que ver con la duración de los planos y la implicación del espectador y sus expectativas. Lo que me interesa es que la película sugiera cosas, proponga ideas, y que sea el espectador el que las recoja y las interprete a su manera.

Por otro lado, hay una parte central que sí es estrictamente de no ficción. En esta parte aparecen datos y un contexto concreto que es el del episodio de La Bolsa. Se trata de una fractura de la ficción en la que, a partir de una sucesión de planos vacíos se intenta evocar la ausencia y representar las ruinas de la memoria que pesa sobre ese paisaje.

¿Cuáles fueron las principales dificultades a la hora de rodar? 

Mis películas son muy sencillas, muy baratas y requieren muy poca logística. Y esto no lo digo de forma lastimera: al contrario, ruedo las películas que quiero rodar y lo hago exactamente como quiero hacerlo. Lo que quiero decir es que nunca encuentro en los procesos de mis películas demasiadas dificultades, precisamente porque me he procurado unos medios de producción que me permiten disfrutar de total libertad y que me liberan de cualquier tipo de responsabilidad frente a terceros. De tal manera que si me encuentro con dificultades que me estresan más de la cuenta, no tengo ningún problema en abandonar y a otra cosa. Además, me rodeo para hacerlas de amigos, de gente que cree en los proyectos y se implica en ellos al cien por cien.

¿Tuvo relación con los vecinos de Bielsa?

Tuvimos relación con gente del valle, porque en algún momento pensamos en incluir testimonios de supervivientes o familiares de supervivientes. Llegamos a ponernos en contacto con varias personas de Laspuña, donde vivíamos durante el rodaje. Pero una vez que decidimos no incluir esos testimonios, y que "interrogaríamos" solo al paisaje, la verdad es que tuvimos una relación escasa, porque nos pasábamos el día en la montaña, rodando.

¿Qué simboliza el título de la película?

Al principio, cuando el proyecto empezaba a tener forma, lo titulé provisionalmente "Elefantes", como referencia a la película "Elephant", de Alan Clark, de la que me interesaban mucho dos recursos estilísticos y narrativos que él utiliza: la idea de repetición, de bucle y la idea de los cuerpos que caminan hacia la muerte. Esos son los dos recursos sobre los que está construida toda la narrativa de nuestra película.

Poco a poco ese título provisional fue gustándome cada vez más y acabé dejándolo. Una vez que decidí que sería el título definitivo, alguien me recordó que Aníbal había cruzado cordilleras a lomos de elefantes, lo cual encajaba perfectamente con el asunto de la película. Y luego está lo de la "memoria de los elefantes"...

¿Hasta qué punto le define esta película como cineasta?

No suelen gustarme las películas cómodas, obvias, evidentes. Ni como cineasta ni como espectador. Y en ese sentido, sí, esta película me define. Por otra parte, esta película existe solo para intentar responder a la pregunta que me hago constantemente: ¿Cómo filmar la memoria? No tengo nada claro que consiga responder a esa pregunta de forma satisfactoria, pero el hecho de que exista, aunque solo sea como intento (o como fracaso), también me define, por supuesto.

¿Cómo fue el estreno de la película en el festival de Cine de Autor de Barcelona y su acogida en otras ciudades? ¿Se queda con algún momento o comentario que le hayan hecho?

Yo tengo que estar agradecidísimo al Festival de Cine de Autor de Barcelona (D´A). Han estrenado todas mis películas y me han tratado siempre de maravilla. Es un festival que he disfrutado como espectador, como crítico y como cineasta. Elefantes funcionó muy bien. Este tipo de festivales son el entorno idóneo para películas como la mía, porque normalmente se nutre de un público muy dispuesto a ver cosas menos convencionales. Pasa lo mismo cuando se estrena en salas: nunca se va a estrenar en multicines ni salas de ese tipo, sino que hay que ir buscando un circuito de salas más alternativo en el que la película pueda encontrarse con su público. Afortunadamente, siempre acaba dándose ese encuentro entre película y público, y en ese encuentro habitualmente la respuesta del público es positiva.

¿Y qué espera de su pase en Huesca?

Espero disfrutarlo, como siempre que voy a las proyecciones en las que hay un encuentro posterior con el público.



Enviar a un amigo Enviar Imprimir Imprimir
 
Enviar a: Facebook Meneame Digg Wikio Del.icio.us Technorati Yahoo Fresqui


Comentarios



Escribe un comentario
  Escribe un comentario


Diario del Altoaragón no se hace responsable de las opiniones emitidas por nuestros lectores en los comentarios de las noticias de nuestra página web.

Facebook

Diario del Altoaragón no se hace responsable de las opiniones emitidas por nuestros lectores en los comentarios de las noticias de nuestra página web.

Enlace interno 2


Encuesta
¿Es valorada la economía social?
•  Sí.
•  No.
•  Me es indiferente.
•  No sabe, no contesta.

Redes Sociales

Enlace interno 5

Enlace interno 4

Imágenes del día
41 y 42 de 346

Enlace interno 1

X


 
SUSCRIPCION WEB PLUS
SUSCRÍBETE  
COMPRA DE BONOS
COMPRA TUS BONOS
COMPRA 1 DIA POR SMS
Envía DIARIO PAPEL al 25511
Para comprar la edición del día 20 de junio de 2009 envíe DIARIO PAPEL 20/06/2009 al 25511.
Coste del mensaje 1.45€ IVA Incl. Válido para España y todas las operadoras.
Código:  
COMPRA FOTOS EN HD
Envía DIARIO FOTO + código al 25511
Coste del mensaje 1.45€ IVA Incl. Válido para España y todas las operadoras.
Código:  

Política de privacidad y aviso legal
Acesso  WEB PLUS
 
 
Nuevo Usuario
Recordar Contraseña
Bolsa Trafico Sorteos Farmacias Cine Horoscopo Agenda Regístrese pulsando aquí