print
 
ALTO ARAGÓN - #CONTRALADESPOBLACIÓN

Aragón, Asturias, Galicia y Castilla y León se unen contra la despoblación

De izquierda a derecha, los presidentes de Asturias, Castilla y León, Galicia y Aragón.
Reclaman un nuevo modelo de financiación autonómica para frenar el "grave" problema. Basan su petición en el principio constitucional de igualdad entre todos los españoles.

Aragón, Asturias, Galicia, y Castilla y León firmaron ayer una declaración institucional en la que reclaman al Gobierno que impulse un nuevo modelo de financiación autonómica basado en el principio de igualdad que, entre otras cuestiones, ayude a frenar el "grave" problema de despoblación que sufren.



EFE
20/02/2018

LEÓN.- El documento fue suscrito en el palacio del Conde Luna de León por los presidentes de Aragón, Javier Lambán, Castilla y León, Juan Vicente Herrera, Galicia, Alberto Núñez Feijóo y Asturias, Javier Fernández.

Como anfitrión, Herrera fue el encargado de desgranar el contenido del documento firmado por estas cuatro comunidades, que cuentan con más de 7 millones de habitantes y representan el 36 % del territorio nacional.

Herrera recalcó que las cuatro regiones ya han colaborado activamente en los trabajos preparatorios para promover e impulsar un nuevo modelo de financiación autonómica, que se fundamente en el pleno respeto a la Constitución, en concreto, al principio de igualdad.

Así, la declaración transmite al Gobierno "la necesidad perentoria de defender como prioritaria la definición del nuevo modelo de financiación autonómica". El proceso debe abordarse de manera inmediata para "poder garantizar la prestación de los servicios fundamentales" por las autonomías.

Insistió Herrera en que el objetivo último debe ser la prestación de niveles similares de servicios públicos en todas las comunidades, con independencia de su capacidad para generar ingresos tributarios, y garantizar así la suficiencia dinámica en aquellos supuestos en que los ingresos no evolucionen de forma homogénea.

También incidió en que el nuevo sistema de régimen común debe ser el resultado de un consenso multilateral en el seno del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), en el cual se tengan en cuenta las necesidades y posiciones de todos. "El nuevo modelo debe incluir la corrección de los déficit de financiación en los servicios que presenta el modelo vigente, dotando al sistema de mayores recursos", remarcó.

Igualmente, subrayó que el acuerdo debe potenciar el principio de suficiencia y garantizar así que las comunidades dispongan de los recursos precisos para el total de los servicios en el presente y en el futuro.

También piden que las necesidades de financiación se fijen atendiendo a sus necesidades de gasto reales.

LA DESPOBLACIÓN, "CUESTIÓN DE ESTADO"

El segundo punto de la declaración institucional de las cuatro comunidades, aunque vinculado a la financiación, incide en poner freno a la crisis demográfica "como uno de los problemas estructurales más graves a los que enfrenta España lo que le convierte a una cuestión de Estado".

Por tanto, instan al Gobierno a que presente la propuesta de "Estrategia Nacional frente al Reto Demográfico" y sea debatido en la Comisión creada al efecto.

Dadas las características que comparten las cuatro comunidades (despoblación, dispersión territorial y envejecimiento) consideran de especial importancia la elaboración y puesta en marcha de una "Estrategia de Cooperación Territorial contra la Brecha Digital" que abarque la banda ancha ultrarrápida.

Lambán valoró el acuerdo e indicó que el modelo que propugnan permitirá que las comunidades se sientan parte del Estado "más como motores que como simples piezas del engranaje". "Debemos tratar de dotar de sentido de Estado a todas nuestras decisiones", advirtió Lambán, quien proclamó que solo así se podrá dar una respuesta satisfactoria a cuestiones de tanto calado como las abordadas ayer en León.

El presidente asturiano añadió que la financiación autonómica no puede obviar el problema de la despoblación, por razones tan simples como que no cuesta lo mismo la asistencia sanitaria en un territorio con población joven que en otro donde está envejecida y dispersa.

"El reparto de recursos debe garantizar la prestación de niveles similares de servicios públicos en todas comunidades con independencia de su capacidad fiscal", abundó.

Finalmente, el presidente gallego agregó que "la mejor forma de que España avance de forma equitativa es un sistema autonómico robusto y estable".

Afirmó que está convencido de que "la inmensa mayoría de los españoles quiere que se recupere la vocación dialogante y pactista frente a quienes tratan de convertir los límites autonómicos en fronteras y los desacuerdos políticos en zanjas insalvables".