print
 
LUCHA POR LA DIVERSIDAD

La manifestación del Orgullo LGTBIQ+ de Huesca exige respeto e igualdad


123
La capital altoaragonesa ha acogido la primera marcha de este colectivo, una marcha que ha reunido a cientos de personas por una ciudad libre y segura



BEGOÑA SIERRA
29/06/2018

HUESCA.- Personas con diversas orientaciones sexuales, identidades y expresiones de género desplegaron este jueves la bandera arcoíris en las calles de Huesca para exigir una ciudad libre y segura en la que prime el respeto y la igualdad. Por primera vez en la capital altoaragonesa, el colectivo de lesbianas, gays, transexuales, bisexuales, intersexuales y queer celebró el día del Orgullo LGTBIQ+ con una manifestación durante la que reclamaron sus derechos y que fue todo un éxito al congregar a centenares de personas.

 

GALERÍA DE IMÁGENES

 

La jornada, organizada por la Coordinadora 28 J, discurrió bajo el lema "Transformando Huesca con Orgullo" e incluyó un completo programa que arrancó con la actividad "Calentando motores", en la que se llevaron a cabo sesiones de maquillaje y se elaboraron pancartas al ritmo de buena música.

Desde este espacio y con varios rotuladores de colores en la mano, Adriana Velázquez, venezolana de 29 años, explicó que la jornada de este jueves le hizo sentirse más libre. "En mi país, por mi condición, tuve problemas para encontrar trabajo y me perseguían, por lo que me vine a España", comentó. También la oscense Sandra Elcacho acudió a este punto para respaldar a este colectivo. "Me gustan las personas que expresan lo que son y no ocultan nada y solo por eso apoyo lo que hacen", indicó. Su amiga Irene Solanas asistió a esta actividad para defender "a quienes no pueden expresarse, para que no se escondan".

Tras esta toma de contacto con la ciudadanía, tuvo lugar la manifestación que partió de la plaza de Navarra luciendo pancartas y carteles con lemas como "El amor es demasiado bonito para encerrarlo en el armario", "La heterosexualidad no es normal, solo común" o "La homosexualidad no es una enfermedad, tu homofobia sí".

Loren González, portavoz de la Coordinadora 28 J, destacó que esta marcha quiso dar ante todo protagonismo a las realidades ocultas en las letras LGTBIQ+ en una ciudad como Huesca, que debe ser "más vivible" para estas personas. Añadió que la jornada prestó especial atención a la liberación trans y la autodeterminación de género, "además de a la diversidad familiar, a mayores, jóvenes y a esas personas que viven en el doble armario del VIH".

También puso el foco en el ámbito educativo, "esencial en el respeto hacia las personas LGTBIQ+" y valoró los pasos que se han dado en este sentido desde las administraciones con nuevas normas como la ley de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación de Aragón.

A la marcha se sumaron oscenses como Marcos García, quien dijo que en la actualidad "cualquier persona diferente siempre es discriminada e incluso hay quien llega a las manos, por lo que hay que luchar por esto y decirle al mundo que esto no puede seguir sucediendo".

También Cristian Pascual, vecino de Huesca, acudió a esta concentración para celebrar el Orgullo en Huesca, algo que calificó como "una revolución y un cambio brutal porque cada vez hay más concienciación en torno a las personas con otra orientación y hacia la libertad sexual y de género".

Tras su paso por diversas calles del centro, la manifestación regresó de nuevo a la plaza de Navarra, donde en las escaleras del Casino seis personas de diferente orientación sexual leyeron un manifiesto. "Porque con orgullo nos visibilizamos y con nuestra visibilidad decimos alto y claro que nos queremos libres e iguales en nuestras diferencias y por ello exigimos respeto", reclamó. La Coordinadora 28 J mostró con estas palabras su apoyo a "quienes hoy tienen miedo a salir del armario". "Nos manifestamos por quienes no pueden desarrollarse conforme a su identidad, por quienes por miedo no viven libremente y por quienes no cuentan con el apoyo de sus familiares", recogió el texto.

El manifiesto se refirió igualmente a la provincia altoaragonesa. "Orgullo oscense es el que nos da el tener que mirar más allá del presente y saber que tenemos la fortaleza para enfrentarnos a situaciones extremas. Transformar esta ciudad y esta provincia pasa por que construyamos una sociedad libre de discriminación", expresó.

La celebración continuó posteriormente en la Sala Edén, donde se pudo disfrutar de una sesión de Red Moon.