print
 
MEMORIA DE LA FISCALÍA

Aumentan en la provincia de Huesca las diligencias por delitos contra la libertad sexual


La memoria de la Fiscalía recoge un total de 21 casos respecto al año anterior, con 58 en total



D. A.
11/09/2018

HUESCA.- Durante el año pasado se abrieron en los juzgados de la provincia 58 diligencias previas para investigar posibles delitos contra la libertad sexual, según consta en la Memoria de la Fiscalía, que fue presentada el lunes con motivo de la apertura del año judicial 2018-2019. Supone un aumento de 21 casos respecto a 2016, cuando constaban 37 presuntos delitos. Los datos estadísticos son accesibles en el portal web del Ministerio Público.

De los posibles casos investigados en el Alto Aragón por violencia sexual, 9 correspondieron a agresiones sexuales, dos fueron violaciones y 26 abusos sexuales, entre otros hechos punibles. Destacan también 8 casos de abuso sexual a menores de 16 años. El incremento de los delitos contra la libertad sexual se debe, fundamentalmente, al aumento de las diligencias previas en los casos de abuso sexual, tanto a mayores como a menores.

En total, se abrieron en la provincia 8.002 diligencias previas para investigar diversos tipos delictivos. Fueron 375 más que en el curso precedente, un aumento del 4,82 % respecto a 2017.

Los casos más numerosos fueron las lesiones, con 3.239 diligencias previas. De este total, 227 fueron casos relativos a violencia de género.

En este caso también aumentaron los hechos investigados, dado que en 2016 se habían abierto en los juzgados de la provincia un total de 2.934 diligencias por daños a las personas, de las cuales, 226 se refirieron a delitos de violencia de género.

Se abrieron el año pasado 97 diligencias previas por casos de maltrato habitual por violencia de género (frente a 76 habidos el año 2018) o en el ámbito doméstico y 12 de amenazas en el mismo contexto.

Destacaron también por su número elevado los casos de delitos contra el patrimonio, que ascendieron a un total de 1005.

Las diligencias previas más numerosas se refirieron a posibles casos de hurto (233), estafas (217), daños a la propiedad (201) y robos con fuerza en las cosas (156).

Respecto a la seguridad en el tráfico, los delitos investigados fueron 107 el año pasado, de los que 67 correspondieron a conductores que habían dado positivo en la prueba de alcoholemia y otros 29 a negativas de pasar por la prueba de alcoholemia.