print
 
ALTO ARAGÓN - CORTES DE ARAGÓN

Duras acusaciones en las Cortes de Aragón por las contrataciones de bomberos de Sarga


El consejero Olona y Podemos protagonizaron este miércoles un tenso debate en la Cámara



EFE
06/12/2018

ZARAGOZA.- El debate, de nuevo, sobre las contrataciones de los bomberos forestales de la empresa Sarga ha sido la excusa este miércoles para un tenso debate en las Cortes de Aragón donde, con la presencia en la tribuna de una veintena de estos trabajadores, el diputado de Podemos Andoni Corrales y el consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, intercambia duras acusaciones.

A primera hora de la mañana, los bomberos forestales de Sarga se concentraron a las puertas de La Aljafería, donde este miércoles se ha celebrado la sesión plenaria de control al Gobierno, porque el orden del día incluía una interpelación de Corrales al consejero sobre la rescisión de contratos de bomberos forestales por parte de Sarga.

El diputado de Podemos ha dicho durante su intervención en varias ocasiones que el consejero miente siempre en relación a este asunto. Ha explicado que en diciembre de 2017 se llegó a un acuerdo para la aprobación de los presupuestos que incluía el compromiso de contratar diez meses y medio a los trabajadores de autobombas y de retenes de tierra y siete a los de los puestos fijos de vigilancia, pero "no se ha cumplido nada".

De hecho, dijo que el 16 de noviembre a las 11:30 horas de la mañana los diferentes retenes comenzaron a recibir llamadas y mensajes de whatsapp para comunicarles que era su último día de trabajo y que tenían que recoger sus cosas.

Olona ha negado que el Gobierno de Aragón "despida a trabajadores por ninguna vía" -lo que provocó gritos de "mentiroso" desde la tribuna-, y que lo que se produjo fue "la finalización de contratos de carácter fijo discontinuo". A las puertas de La Aljafería Víctor Muriel, uno de los portavoces de los trabajadores, ha concretado que él ha estado trabajando "nueve meses justos", y que ha sido avisado un día a las doce de la mañana de que recogiera su herramienta y no volviera a trabajar". Las acusaciones son para Olona "injustas y falsas", puesto que además del personal de Sarga, hay 400 personas directamente vinculadas a estas cuestiones, y el servicio de extinción comparte medios con los de las fuerzas de seguridad.