print
 
LEY DE IGUALDAD Y PROTECCIÓN

Aprobada la ley de derechos y no discriminación del colectivo LGTBI


Los diputados aragoneses dieron el visto bueno a esta nueva medida



EFE
21/12/2018

ZARAGOZA.- El Pleno de las Cortes aprobó el jueves, definitivamente y por unanimidad, la ley de igualdad y protección contra la discriminación por razón de orientación sexual e identidad de género, que es "un logro" del colectivo LGTBI en Aragón y que dota a esta protección de un carácter transversal.

Arropados por representantes de varios de estos colectivos desde la tribuna de público, donde aplaudió de forma entusiasta la aprobación de la norma, los diputados dieron el visto bueno a una ley que pretende abarcar toda la vida de una persona LGTBI y sus familias.

Es decir, parte de una perspectiva global e integral a la hora de hacer frente a la homofobia, lesbofobia, bifobia y transfobia, actuando en el ámbito educativo, apostando por la igualdad de acceso a los tratamientos sanitarios, apoyando la visibilidad y el fomento de espacios donde la orientación sexual, expresión o identidad de género pueda desarrollarse con libertad y, finalmente, sancionando los comportamientos LGTBIfóbicos.

Los principios que inspiran la ley son el reconocimiento del derecho al disfrute de los derechos humanos de todas las personas; la prohibición de cualquier acto de discriminación directa o indirecta; la prevención y la consideración especial de los menores; el reconocimiento del derecho a construir la propia definición del cuerpo, identidad, género y orientación sexual; la integridad física y seguridad personal; la protección frente a represalias; la privacidad sobre la decisión de revelar o no la orientación sexual o identidad de género, y la garantía de un tratamiento adecuado en materia de salud y una educación que promueva la igualdad.

Se detallan las medidas que las administraciones públicas deben adoptar para garantizar el cumplimiento de estos principios en varios ámbitos: social, sanitario, educativo, laboral, familiar, cultural y de tiempo libre o deportivo, y se incluye un régimen sancionador para los incumplimientos, con multas que pueden llegar hasta los 50.000 euros para los casos más graves.

De "día histórico" para la igualdad, la democracia y los derechos calificaron el del jueves algunas portavoces. Por el PP, Carmen Susín lamentó que en una sociedad "abierta, tolerante y respetuosa" aún se produzcan actitudes discriminatorias, y por eso consideró que esta ley es hoy "lamentablemente todavía necesaria".

La diputada socialista Pilimar Zamora aseguró que Aragón dio "un paso más" para ser una Comunidad "más humana", e hizo hincapié en la prevención de actos discriminatorios por los que apuesta la ley, que también advierte, dijo, de que "la transgresión de estos derechos no sale impune".

Por Podemos, Amparo Bella consideró que la ley afecta "a toda la sociedad" porque supone que el Estado reconoce la "diversidad afectiva" y evita que nadie "tenga que volver a vivir en el armario".