print
 
HUESCA INDUSTRIAL/GURREA DE GÁLLEGO

Gurrea espera la llegada de una empresa de reciclaje


12
La planta creará 35 empleo, en su mayor parte femeninos, en el Polígono 17



PABLO BORRUEL
28/02/2019

HUESCA.- Los dos polígonos industriales de Gurrea de Gállego se encuentran en un lugar estratégico por la proximidad de la autovía Huesca-Zaragoza, por lo que su emplazamiento constituye una buena oportunidad para la instalación de empresas en este término municipal así como la fijación de población.

En declaraciones a este periódico, el alcalde de Gurrea de Gállego, Carlos Til, recuerda que el Polígono 10 llegó a albergar dos empresas que cerraron hace 7 u 8 años.

En el Polígono 17, ubicado junto a la autovía A-23 y las carreteras N-330 y A-1209, se encuentra Prefabricados Chimillas, donde está la gravera de Hermanos Saldaña. "Estamos en los trámites de que adquieran el terreno para una empresa de reciclaje con 35 trabajadores y una mano de obra femenina, en su mayor parte", destaca el primer edil.

Para la instalación de la empresa Dana Reciclajes, el Ayuntamiento de Gurrea de Gállego "está preparando el pliego de condiciones para que salga a subasta y puedan adquirir los terrenos" y se prevé que la empresa pueda iniciar su actividad entre finales del 2019 y principios del 2020". Un hecho que para el municipio -recalca el primer edil-, "es una noticia bastante importante".

En cuanto a las previsiones de la instalación de la misma empresa en una superficie de nueve hectáreas, de las cuales cinco o seis estarán destinadas a las naves, "tendrán que encargarse de la urbanización". Precisamente, comenta el primer edil, "la empresa Dana Reciclajes ya ha pedido suministro de luz".

Este polígono presenta una superficie de suelo industrial de 18,5 hectáreas y una superficie mínima de las parcelas de 500 metros cuadrados, además de abastecimiento de agua, electricidad, teléfono e internet de banda ancha y red de saneamiento en el barranco de la Violada mediante una depuradora biológica.

 

ESTADO DEL POLÍGONO 10

 

En relación a las dos naves que quedan en el Polígono 10 y tras el cierre de las dos empresas que las ocupaban, el alcalde de Gurrea de Gállego reconoce que "ha venido mucha gente a preguntar por su situación" para hacerse con estas instalaciones, que son propiedad de una entidad bancaria. En este caso, destaca que "es la zona más próxima a la localidad y se encuentra más urbanizada y delimitada".

En cuanto al Polígono 10, "el Ayuntamiento ha puesto todas las facilidades de urbanización para que las empresas estén interesadas en instalarse y empiecen a trabajar".

Entre las características más importantes de este polígono figura el hecho de que se encuentra al lado de la carretera A-1209, con una superficie de suelo industrial de 14,5 hectáreas y una superficie mínima de 1.000 metros cuadrados. Además ofrece abastecimiento de agua potable con un caudal de un litro por segundo y hectárea, suministro eléctrico y redes de telefonía y saneamiento.

 

SITUACIÓN ESTRATÉGICA

 

El alcalde de Gurrea de Gállego destaca que el municipio se encuentra "en un sitio estratégico perfecto" por todo el tráfico de mercancías entre Zaragoza y Huesca que discurre por la autovía A-23.

"Todo el tráfico que va hacia Navarra pasa por Gurrea", indica Til, quien subraya que desde el municipio reivindican una variante desde hace muchos años para canalizar mejor la circulación de vehículos pesados. En este caso se trata de una obra que el alcalde de Gurrea de Gállego considera necesaria para incrementar la seguridad vial a su paso por este término municipal.