print
 
FÚTBOL - HUESCA-SEVILLA

El Alcoraz vivió una noche fantástica y de infarto para dar otro paso al frente


123
El Huesca planta una resistencia feroz ante el asedio de un rival que tiene dinamita entre sus delanteros



M. A. B.
03/03/2019

HUESCA.- Estadio Deportivo, el diario deportivo de Sevilla, titulaba este sábado en primera plana "Derribar este muro". Arengaba al equipo andaluz a romper su mala racha como visitante, prolongada ayer tras su derrota en El Alcoraz.

Y un muro bien grande levantó el Huesca, diezmado por las lesiones, cuya nómina aumentó con la de Miramón en el desarrollo de la contienda. Qué manera de defender el fuerte.

Qué resistencia tan feroz ante el asedio de un rival que tiene dinamita entre sus delanteros (49 goles han marcado los tres de arriba en las tres competiciones de esta temporada), que aspira a jugar la Champions y que lleva ritmo de todo lo contrario.

 

IMÁGENES DEL PARTIDO EN ESTE ENLACE

 

Cómo ha cambiado este Huesca en la segunda vuelta, que estaría soñando con Europa si la primera vuelta no hubiese sido tan calamitosa. Pero viniendo desde tan atrás y verse tan cerca, tocando con la punta de los dedos la posibilidad de salir de ese agujero, el futuro se ve como ese clamor de la hinchada, que redobló ánimos con los suyos bajo el grito del "sí se puede".

Que no se olvidó del árbitro ni del VAR ("manos arriba, esto es un atraco") y que participó activa y deportivamente con el "minuto Puerta" cuando en el 16 irrumpió en un aplauso unánime adhiriéndose a los seguidores del Sevilla en homenaje a su héroe caído.

El de este sábado fue el mayor espectáculo del mundo. Un partido fantástico y emocionante a más no poder. Con todos los ingredientes. Enorme Huesca, sin duda.