print
 
RESULTADOS ELECORALES

El PP negociará para gobernar en Aragón y en Huesca


Beamonte entiende que hay una "voluntad" mayoritaria de electores por un cambio



D. A.
31/05/2019

HUESCA.- El Partido Popular de Aragón no renuncia al Gobierno de la Comunidad y está decidido a hacerlo en los ayuntamientos de las tres capitales de provincia, además de en otras entidades locales donde sean posibles alianzas de centro derecha. Los populares han organizado un equipo negociador para contactar con Ciudadanos, PAR y Vox compuesto por la secretaria general regional, Mar Vaquero, el presidente provincial de Teruel, Joaquín Juste y el vicesecretario de organización, Antonio Romero. El lunes es la fecha de inicio de los contactos.

Tras la reunión que el jueves mantuvo el comité de dirección del partido en la Comunidad, su presidente, Luis María Beamonte, afirmó que los electores han otorgado al PP "un papel fundamental en la conformación de las principales instituciones de la comunidad autónoma", tanto en el Ejecutivo regional como en Huesca, Teruel y Zaragoza.

Por tanto, se mostró convencido de que el PP tiene que abrir un proceso de negociación "para conformar ese cambio en la comunidad autónoma de Aragón" y que lo hará desde la centralidad, la moderación y el sentido común.

Este proceso de diálogo, dijo Beamonte, debe estar basado "en las muchas coincidencias programáticas que tenemos quienes conformamos el centroderecha en nuestra comunidad autónoma Puso como ejemplos las similitudes existentes en aspectos como la política fiscal, la económica, la social, la lucha contra la despoblación o la defensa del sector primario. Se trata, argumentan los populares, de un alto grado de coincidencia ideológica que deriva de posicionamientos comunes durante los cuatro años de la legislatura que termina y de rechazo además "a la inmensa mayoría de las políticas del gobierno de la izquierda en Aragón.

Respecto a las elecciones del pasado domingo, Beamonte señaló que el partido ha cumplido los dos objetivos prioritarios establecidos al inicio de la campaña. El primero, "seguir siendo la referencia del centroderecha en la Comunidad Autónoma de Aragón"; y el segundo, "intentar formar parte de una alternativa al Gobierno de izquierda en la comunidad autónoma y en las principales ciudades e instituciones locales" con el valor añadido, dijo el presidente regional del PP, de aumentar el respaldo en las urnas un 2 % respecto a los resultados obtenidos hace un mes en las generales.