print
 
FÚTBOL - SD Huesca

El Huesca habría ofrecido primas a los jugadores para evitar amaños en el partido contra el Nàstic


Las sospechas surgieron durante los días de celebración del ascenso a Primera División



D. A.
04/06/2019

HUESCA.- El Huesca habría ofrecido primas a sus jugadores por ganar el penúltimo partido de la temporada 2017/2018 ante Gimnàstic de Tarragona debido a los rumores de posible amaño del partido. Según informa el diario El País, durante los días de la celebración del ascenso a Primera División aparecieron suspicacias de que el resultado del duelo ante los catalanes estaba arreglado.

Siempre según información de El País, en su testimonio d,¡el director general, José Luis Ortas, explicó que el club se movió rápido ante estas sospechas y, preocupados por la imagen del equipo, ofrecieron primas a los jugadores por ganar el partido ante el Nàstic.

Por su parte, José Antonio Martín 'Petón', presidente de la Fundación Alcoraz, relató que fue el entonces entrenador, Rubi, quien no se fiaba de los futbolistas por lo que se hablaba en la celebración del ascenso, por lo que le pidió al propio Petón que hablara con toda la plantilla.

Tras varios días de celebración y uno de descanso, el equipo tuvo dos entrenamientos, viernes y sábado, los días previos al encuentro del domingo 27 de mayo del 2018 contra los tarraconenses. El partido acabó con 0-1 y el sistema de alertas de la UEFA avisó al día siguiente a LaLiga y a la RFEF de que se habían observado "movimientos altamente inexplicables" en determinadas cuotas de apuestas. 

Ante las alarmas, se produjo una reunión en las que Ortas y Petón advirtieron a cuerpo técnico y plantilla de que esperaban que las noticias sobre el posible amaño no fueran ciertas y que nadie fuese intervenido por una posible predeterminación del resultado.

Tras esa charla, algunos jugadores contactaron con Emilio Vega, por entonces director deportivo del club, para quejarse de que se dudara de su profesionalidad.

LaLiga presentó una denuncia ante la policía, la RFEF abrió un expediente que envió más tarde a la fiscalía y empezaron a registrarse movimientos extraños en las apuestas del siguiente partido del Huesca en Oviedo. Fue la propia entidad oscense la que avisó a LaLiga y, aunque el choque acabó 2-1 para los asturianos, los sistemas de LaLiga no registraron ninguna alerta de sus sistemas sobre este encuentro.