print
 
HOMENAJE

Macron y Trump homenajean a los soldados en Normandía


El mandatario francés emplazó a EEUU a luchar "por la libertad de otros"



EFE
07/06/2019

PARÍS.- El presidente francés, Emmanuel Macron, y su homólogo estadounidense, Donald Trump, han dejado por un día de lado sus diferencias para dar muestra de unidad con motivo del homenaje a los veteranos que participaron el Desembarco de Normandía, del que se cumplen 75 años.

Miles de personas, incluidos familiares de soldados y decenas de veteranos de la Segunda Guerra Mundial, asistieron al acto en el cementerio de Colleville-sur-Mer, frente a la playa de Omaha, donde 9.388 yacen enterrados. Tanto Macron como Trump insistieron en la fortaleza de la alianza entre sus dos países. El lazo "inquebrantable" de Estados Unidos "se forjó en el fragor de la batalla, se probó en los juicios de la guerra y se demostró en las bendiciones de la paz", ha sostenido el mandatario estadounidense.

Pero Macron también ha dejado entrever su oposición a las políticas de "América primero" y al unilateralismo de Trump, con quien chocó en lo relativo a Irán y al Acuerdo de París de cambio climático. "América, presidente Trump, nunca es tan grande como cuando lucha por la libertad de otros", ha defendido el mandatario galo. Los soldados estadounidenses que participaron en el desembarco "no tuvieron otra brújula que la causa que sabían que era más importante que nada más: la de la libertad, la de la democracia", ha subrayado.

Trump ha coincidido con él, afirmando que los soldados "lucharon no por el control y el dominio sino por la libertad, la democracia y el autogobierno". "Se mantuvieron por la confianza de que América puede hacer cualquier cosa porque somos una nación noble con personas virtuosas que rezan a un Dios justo", ha añadido. Los actos del día se habían iniciaron temprano, a las 08.30 (06.30 GMT). A esa hora colocaron la primera piedra del memorial que recordará en Ver sur Mer a los caídos del Reino Unido el presidente francés acompañado de la primera ministra británica, Theresa May, en su última aparición internacional antes de dimitir.

May, que ejerció de anfitriona, se ha ceñido en su discurso al relato histórico y ha remarcado el valor de los combatientes, que al saltar a las playas de Normandía apenas sabían nada de la llamada Operación Overlord. Macron ha aludido de manera tangencial al "brexit" para insistir en que la alianza con los británicos continuará pese a todo.