print
 
ATLETISMO

Histórico ascenso de Intec-Zoiti a División de Honor


Fiesta en Huesca e Hinaco Monzón seguirá un año más en Primera División con sus dos equipos



MIGUEL ÁNGEL BLASCO
15/06/2019

HUESCA.- Intec-Zoiti vivió su día más hermoso, y marcó un hito histórico para el atletismo en particular y para el deporte oscense en general con su ascenso a la División de Honor. La dupla Berti-Castán, locomotoras del club desde su nacimiento, se fundieron en un emocionado abrazo cuando el equipo ya había consumado su escalada a la cima. Ambos, junto con el capitán, Alberto Aibar, se acordaron de cuantos han sido partícipes de este proyecto de "sangre verde" y en especial de Javier Camarón y Esmeralda Cubas, fallecidos el pasado verano, a quienes el presidente zoitista dedicó este ascenso.

 

VÍDEO CON LAS IMÁGENES DE LA CELEBRACIÓN

 

La quiniela se cumplió. Con ISS L"Hospitalet como claro vencedor haciendo buenos los pronósticos, sus 120 puntos fueron una demostración de su poderío. La lucha por el ascenso se convirtió en un mano a mano entre Intec-Zoiti y Alcorcón conforme fue avanzando la jornada. Los zoitistas sumaron al final 105 puntos y los alfareros 103. Hasta el final hubo suspense. Más alejados quedaron CAPEX (95,5), Cornellá (93,5), Bahía Algeciras (86), Super Amara Bat (64) y UCAM Cartagena (52).

 

GALERÍA CON LAS FOTOS DE LA JORNADA

 

Con la competición en marcha, las primeras alegrías en la pista las dieron el serrablés Jorge David Torre en 800 y Fernando Gil en el 1.500. Fueron demoledores ambos para asegurar las victorias en sus pruebas. Paralelamente Eduard Fábregas estaba forjando su triunfo en el salto de altura, con un salto ganador de 2.10. Y muy cerca, Luis Led se hacía también dueño del lanzamiento de disco. Se iban haciendo buenos los cálculos de los "caballos" ganadores.

Por medio, una excelente carrera de Raúl Conde, tercero en el 400 vallas. Jaime Cardiel y Jorge Bibián se curraron su cuarto y quinto puesto en el 200 (casi desconocido para el "supermán" zoitista) y el 110 vallas respectivamente. En el foso de longitud Ernesto García sumaba los puntos de su cuarto puesto, el mismo que Nacho Pérez en la pértiga.

A medida que se cantaban los resultados de las pruebas, se conocía también el desarrollo de la clasificación. Hospitalet mandaba. Por detrás, Zoiti iba uno arriba y después Alcorcón abría un hueco no más allá de dos o tres puntos. Una alternativa constante, un intercambio de "golpes" continuo que aceleraba el ritmo y las pulsaciones y ponía el corazón a mil por hora.

Había que rascar de donde fuera porque todo era determinante. Tan importante esos puntos ganadores como esos otros de aparente furgón de cola pero que contribuyeron a construir la exitosa clasificación final.

Tras el carrerón de Dutrey en el 3.000, segundo, quedaban los relevos y la jabalina. La distancia era raquítica. Alcorcón firmaba un gran relevo corto que le situaba con 93 puntos por 91 de Zoiti. Una diferencia que se incrementó levemente tras el espectacular 4x400 con una posta final de Jaime Cardiel supersónica para remontar hasta la tercera posición y dejar la clasificación en 100-97 para los madrileños. Todas las miradas se fueron hacia la jabalina. Los lanzamientos de Jorge Franco fueron apabullantes. Pero había que ver hasta dónde llegaría Alcorcón. No pasó de la sexta posición y ese fue el arreón final para el ascenso zoitista.

Fue el momento de los abrazos, de las lágrimas, de soltar todo lo que había dentro y de celebrar por todo lo alto el momento más precioso del atletismo oscense. Traca final y baño en la ría para el presidente Berti y para el capitán, Alberto Aibar. Un remojón del que no se escapó ni el velocista Javi Luis, que se escapó de una boda, llegó trajeado y se marchó literalmente duchado y en calzoncillos. Todo por bien empleado para un momento de gloria que Zoiti ha escrito con letras de oro para el atletismo y para el deporte de la ciudad.

 

BERTI: "POR CAMARÓN, POR ESMERALDA Y POR LA FAMILIA"

 

El presidente zoitista, Roberto Dieste, Berti, a duras penas pudo contener la emoción y las lágrimas. "No querría olvidarme en este momento de alegría de mi familia, que ha tenido que soportar mucho mis constantes idas y venidas para lograr esto, a Esmeralda Cubas que nos dejó en el mes de agosto y al amigo Javier Camarón, artífice de este proyecto, va por él . Me ha parecido verlo esta tarde en la zona de pértiga dando ánimos, estando cerca de su hijo Javier, que ha venido desde Tarragona para competir estando de guardia en su trabajo de médico y ahora tiene que volver para volver a hacerla. A Abel Jiménez, que no ha podido participar pero que ha venido desde Alicante..."

Calificó el ascenso como "momento histórico" y destacó que "es un logro importantísimo, estaremos el año que viene entre los 16 mejores equipos de España. Todo con un equipo prácticamente de gente de Huesca, compañeros de Zaragoza que nos ayudan y seis atletas de fuera. Esto es un logro histórico para el atletismo y para el deporte de Huesca", subrayó.

Una tarde que calificó de "infartante" en su desarrollo y la mirada puesta en el futuro "porque hay cosas que seguir mejorando". "El equipo del año que viene será el mismo, con algunos refuerzos afines a la filosofía de zoiti", avanzó, en medio de esa alegría del "no va más" que a fin de cuestas es "la esencia de Zoiti, el grupo, la amistad, gente que merece mucho la pena y tampoco me quiero olvidar de todos aquellos que en el 2012 empezaron en Cartagena poniendo la primera piedra y hoy hemos acabado la catedral. A ver si podemos aguantar al menos un año en División de Honor por toda esta gente y a ver también las ayudas económicas de las instituciones".

 

CASTÁN: "HA VALIDO LA PENA DE 50 AÑOS DE ESPERA"

 

Compañero de fatigas e inseparable de Berti, José Luis Castán, entrenador zoitista, consejero, "padre" y forjador de muchos atletas, experto analista y calculadora permanente, compartía la emoción del presidente con el medio siglo de dedicación al atletismo y al club. "Sí que ha valido esperar 50 años para este ascenso y encima aquí en casa. El atletismo es muy complicado y reunir un grupo de 40 atletas casi todos de Huesca y de Aragón es un éxito tremendo porque subimos a la máxima categoría y con gente de aquí y sin dinero porque todo es por amistad. Es como una culminación después de 50 años en el atletismo llegar al máximo nivel".

 

JESÚS ARIÑO

 

Junto a él estaba el oscense y ex atleta Jesús Ariño, que se desplazó de propio desde Barcelona para vivir esta jornada histórica. "Estoy muy contento porque, pese a que gran parte de mi vida deportiva la pasé en Barcelona, soy hijo de Huesca, hice mi aprendizaje aquí y mis primeras medallas las conseguí siendo atleta en Huesca. Todo gracias a José (Castán), al que le tengo que agredecer todo lo que fui como atleta, y todo lo logrado por el atletismo en Huesca se debe a personas como él y como Berti, por que los dos son unos entusiastas de este deporte".

 

AIBAR: "FELICIDAD ABSOLUTA"

 

El capitán zoitista, Alberto Aibar, habló de una "felicidad absoluta". Y recordó: "Después de muchos años de trabajo llevábamos la idea de poder ascender. Ha habido mucha gente que ha puesto su granito de arena y su esfuerzo en conseguir esto y hemos llegado. Nos ha salido todo rodado, hasta la última prueba no se ha decidido y estoy contentísimo".

"Para Huesca supone estar en la máxima categoría del atletismo español, vamos a poder disfrutar aquí de competiciones del máximo nivel nacional y es todo un sueño poder competir en esta categoría, que parece que estaba tan alejada hace unos años y con mayoritariamente gente de la casa. Un hito histórico que disfrutaremos lo que podamos".