print
 
"NO ES NO"

Lanzan una campaña para prevenir y erradicar la violencia de género contra las mujeres temporeras


El IAM va a formar profesionales en materia de violencias que puedan sufrir este tipo de mujeres



E.P.
16/07/2019

ZARAGOZA.- El Instituto Aragonés de la Mujer (IAM) ha lanzado de nuevo este verano, una línea de trabajo contra el abuso y la violencia sobre las mujeres temporeras agrícolas. El objetivo es implicar a toda la sociedad en el fomento de espacios seguros y libres de violencia para las mujeres temporeras. La campaña de sensibilización se refuerza con una acción formativa destinada a profesionales.

La directora del IAM, Natalia Salvo ha explicado que esta línea de trabajo que se lanzó por primera vez el verano pasado tiene dos pilares fundamentales, "las acciones se sensibilización y concienciación de toda la sociedad a través de campañas específicas y la formación de profesionales en materia de violencias que pueden sufrir este tipo de mujeres que van desde la trata hasta la violencia sexual, física y psicológica".

Esta línea de trabajo está financiada con los fondos destinados para la implementación del Pacto de Estado en materia de violencia de género en Aragón.

 

CAMPAÑA DE SENSIBILIZACIÓN

 

Con la campaña de sensibilización se va a repartir entre las mujeres temporeras pegatinas con el teléfono 900 504 405, de atención a la violencia contra las mujeres, para darles a conocer este recurso que activa los protocolos y servicios de atención especializada, integral y de urgencia en materia de violencia contra las mujeres.

El objetivo es que conozcan la existencia de este teléfono que puede asesorarlas sobre cualquier duda que tengan y al que recurrir si sufren algún tipo de discriminación o violencia.

Salvo ha subrayado que estas acciones buscan que estas mujeres puedan realizar su ámbito profesional con garantías, de manera segura y por encima de todo con libertad y sabiendo que no va a ser objeto de ningún tipo de violencia por el hecho de ser mujeres.

 

ACCIÓN FORMATIVA

 

El segundo pilar de esta línea de trabajo son las acciones formativas que el IAM va a desarrollar en cinco comarcas aragonesas. Están destinadas a profesionales para dotarles de las herramientas precisas para conocer la realidad del trabajo de temporero desde la perspectiva de género y poder identificar situaciones de violencia o trata contra mujeres temporeras.

El pasado verano se formaron 54 profesionales de 6 comarcas aragonesas: Cinca Medio, Hoya de Huesca, Campo de Cariñena, Valdejalón, Bajo Aragón-Caspe y Bajo Cinca. Y tras esta primera edición del plan formativo se concluyó que era necesario seguir apostando por una formación especializada para continuar profundizando en una realidad todavía invisibilizada.