print
 
BARRIOS

Fiesta y reivindicación de los vecinos del Casco Viejo de Huesca en torno a la Malena


12
Piden incluir las ruinas de la iglesia en las rutas turísticas por la ciudad



ADRIÁN MORA
21/07/2019

HUESCA.- Como cada año, la Asociación de Vecinos del Casco Antiguo celebró a lo largo del día de ayer la festividad de la Malena en las ruinas de la iglesia del mismo nombre. Una celebración que "pone en valor estos restos que se recuperaron y que son poco conocidos y poco aprovechados por la ciudad y por el turismo", argumenta la asociación.

Celebración, vermut popular, comida, juegos infantiles, música y buen ambiente, son los ingredientes que dieron sabor a este día que tiene en cuenta dichos restos. Una parte "del patrimonio que hemos de conservar".

La fiesta, que tiene lugar cada año por estas fechas, nace como "una reivindicación", según apuntan desde la propia Asociación. Los restos fueron rehabilitados hace 6 años y el objetivo principal era "recuperar el espacio donde estaban". A medida que ha ido pasando el tiempo, este reclamo se ha ido transformando en una fiesta un poco más lúdica y "se pasó a una fiesta un poco más relajada". Una vez lograda la meta que se propuso hace 6 años, "lo que se trata ahora es de darlos a conocer una vez al año por lo menos, de ponerlos en valor, de intentar que la gente de Huesca lo conozca, que la gente del barrio se acerque y de pasar un día de convivencia".

Puntualmente, las ruinas de la Malena han ido formando parte durante años atrás de alguna de las rutas que se organizan para dar a conocer la ciudad. En este sentido, la Asociación hace un llamamiento ya que no es suficiente y les "gustaría que se hicieran más actividades a lo largo del año". Como propuesta, lanza la idea de que "por ejemplo, se pudieran incluir en algunas rutas turísticas de estas que hacen,para hacerlas un poco más completas o tematizadas".

Además de la reivindicación, la idea de los vecinos era seguir con esa tradición de fiesta, un espíritu ya presente en la calle por la Malena. Es por ello que, en la actualidad, se ha convertido en una reunión con actos que se reparten a lo largo del día y que atraen a todo tipo de público. El objetivo, al fin y al cabo, "era continuar con esa tradición".

Este año se reunieron unas 60 personas para la comida. Además, como aperitivo, "hacemos un vermut popular". Luego por la tarde se llevan a cabo diferentes actos para terminar de cerrar el día. "Hacemos unos juegos para los niños, un poco de guiñote, música. Está abierto a todo el mundo", aclaran.

Además de la celebración del día de ayer, durante el resto del año se realizan pequeñas acciones. "Aquí solemos hacer alguna actividad para las semanas culturales, para Navidades ponemos un nacimiento, cantan algún villancico, etcétera. En alguna semana cultural ha venido algún recital de poesías, una coral, etcétera".

 

RECLAMAN UNA MEJORA DEL PASEO

 

Desde la asociación reclaman una mejora para el lugar donde realizan la comida año tras año "y que se pusiera un poco de remedio y mantenimiento". Es un paseo de tierra junto a la Plaza General Alsina, "con todas las raíces levantadas, con excrementos de perro y árboles muertos", describen.