print
 
CULTURA -
FESTIVALES

El PIR 2003 se celebrará en Jasa y Aragüés entre el 4 y el 6 de julio

Un momento de la rueda de prensa en la DPH.
Además de actuaciones, habrá dos mercadillos y exposiciones

El VII Festival de Música y Cultura Pirenaicas (PIR) se celebrará en Jasa y Aragüés entre los días 4 y 6 de julio. Además de las numerosas actuaciones, todas gratuitas, tendrán lugar dos mercadillos, uno de gastronomía y otro de artesanía, y varias exposiciones.



C. GONZÁLEZ
20/06/2003

HUESCA.- Este año, la organización del Festival corre a cargo de la Mancomunidad de los Valles, la Comarca de la Jacetania y la Diputación de Huesca, y han pensado en Jasa y Aragüés como escenarios porque “son localidades cercanas”, separadas tan sólo por dos kilómetros, según explicó ayer Escagües Araguás, presidenta de la Mancomunidad de los Valles, durante la presentación del PIR en Huesca.

En el acto también estuvieron presentes los alcaldes de Jasa y Aragüés, José María Miranda y Miguel Calvo, y el coordinador del Festival, Sergio Sánchez.

Sánchez destacó que este año el PIR será un “Festival de violín” porque es la edición en que este instrumento está más presente. En este sentido, la música que más sonará será la tradicional de finales de siglo XIX y principios del XX, “una época donde los grupos de música tradicional de montaña eran predominantes”.

Entre las actuaciones más destacadas de esta edición están las de los aragoneses Zicután, Hato de Foces y la Ronda de Boltaña, y las pirotecnias de la formación vasca Deabru Beltzak, el viernes por la noche en Aragüés, y los catalanes Grup de Diables del Alt Urgell, el sábado en Jasa.

La Ronda de Boltaña será quien reciba el premio “Truco 2003” por “su aportación histórica al mundo de la música tradicional y su colaboración desinteresada con este festival desde su nacimiento”.

Las actividades se han programado de forma equitativa entre ambas localidades, aunque los conciertos nocturnos tendrán lugar en las instalaciones deportivas La Molina de Aragüés, “por su idoneidad como espacio”.

Jasa acogerá este año el mercadillo de gastronomía “para suplir la falta de oferta de restauración”, mientras que Aragüés celebrará el dedicado a la artesanía.

El Festival ha contado este año con un presupuesto de 60.000 euros y desde ambas localidades se espera que sea “un éxito de público y que guste a todos”.