print
 
ALTO ARAGÓN - CONFLICTO POR LOS BIENES

Mora considera que el informe de Bravo es de "gran garantía"

José Mora, vicario judicial de Barbastro-Monzón.
El vicario valora que enmarque el asunto como litigio dentro de la Iglesia

El informe realizado por el profesor Carlos Bravo, de la Universidad de Sevilla, sobre la situación jurídica de los bienes culturales cuya propiedad reclama el Obispado de Barbastro-Monzón, del que informó ayer DIARIO DEL ALTOARAGÓN, es "de gran garantía, propia de una autoridad en esta materia específica", según manifiesta José Mora, vicario judicial de la Diócesis.



Ángel HUGUET
20/01/2010

BARBASTRO.- En este aspecto, pendiente del estudio detenido del documento, considera que "ofrece líneas fundamentales porque mantiene el problema como un litigio dentro de la Iglesia. Se ajusta a la definición de la Signatura Apostólica que se basa en el derecho canónico para ordenar la devolución de los bienes a las parroquias aragonesas de procedencia".

Mora no aprecia "buena intención" en quienes llevaron el litigio a la vía civil. "Es un campo puramente secular y si tienen a mano el informe del eminente jurista catalán Joseph Pintó, redactado en septiembre del 2001, saben que es un asunto eclesiástico. Se desprende que es una equivocación pasarlo a otra jurisdicción", apunta.

El informe del prestigioso abogado que es uno de los mejores especialistas en el Derecho Civil catalán -cuyo contenido adelantó este periódico- revela que la Generalitat de Cataluña nunca ha tenido "ánimo" de devolver los bienes a las parroquias aragonesas. En aquellos momentos lo redactó por encargo de la Generalitat y se constata la consulta concreta "para evitar el retorno de las piezas".

Según consta en el citado informe -cuya existencia no trascendió hasta que lo solicitó el abogado Jorge Español- nunca existió ningún contrato de compra-venta y tampoco donaciones, el traslado de bienes de las parroquias aragonesas hasta el Obispado de Lérida no es transferencia de propiedad y niega que hubiera usucapión; derecho de propiedad en el que se basa la demanda de la Asociación de los Amics del Museu de Leida contra los obispados, cuya primera audiencia pública se celebrará el martes próximo en el Juzgado de Lérida.

Mora señala que doce años de litigio "son muchos y creo que el problema de los bienes, en lugar de obrar el bien, ha sembrado cizaña, recelos, inquietudes y ha puesto en duda ante los organismos oficiales la justicia de los tribunales para obedecer las sentencias". Cree que un asunto como éste "debe solucionarse en el ámbito del ordenamiento jurídico canónico, mucho más en España donde está reconocido y tiene eficacia civil a través de los acuerdos Iglesia-Estado".

En su opinión ,"se trata de artimañas para retrasar el cumplimiento de la justicia a su debido tiempo. Cuando se sale de los cauces normales y entra por otros laterales ya no se saben plazos, fines ni objetivos. Me gustaría ver qué razones jurídicas, de peso, se alegan para dilatar tanto este proceso".