print
 

Un espectacular caniche gigante gana el primer concurso canino de Graus

Los tres mejores del concurso.
12
Un American Stafford resultó el campeón del concurso de mascotas grausinas celebrado paralelamente



ELENA FORTUÑO
13/12/2010

GRAUS.- Un espectacular Caniche gigante acicalado con un llamativo estilismo francés fue el ganador del I Concurso Canino "Villa de Graus" en la última prueba puntuable para el Campeonato de Aragón. Por su parte, un impecable American Stafford resultó el campeón del concurso de mascotas grausinas celebrado paralelamente. Alrededor de 350 personas disfrutaron a lo largo de la mañana de ayer de esta cita que congregó a 45 ejemplares de perros a concurso, además de un total de 28 mascotas locales.

Pese a que amaneció una fría mañana en Graus, los aficionados a los perros respondieron masivamente al I Concurso Canino "Villa de Graus", última prueba puntuable para el campeonato de Aragón. Un total de 45 perros procedentes de Aragón, Valencia, Cataluña y La Rioja, participaron en esta cita canina que congregó a pastores alemanes, pastores belgas, espléndidos dogos, rotweiler, galgos, mastines del Pirineo, labradores, Alaskan malamute, Husky siberiano y un largo etcétera de ejemplares de primer nivel.

Los tres primeros clasificados fueron un vistoso caniche gigante de color negro con estilismo francés, que recibió multitud de aplausos; el segundo resultó un husky siberiano y en tercer lugar se clasificó un precioso ejemplar grausino de teker, apoyado por sus vecinos.

Alrededor de 350 personas disfrutaron a lo largo de la mañana de este concurso canino que evidenció la afición de los grausinos por las mascotas y, en especial, por los perros. Un total de 28 ejemplares de distintas razas y propiedad de vecinos de Graus fueron presentados al concurso local, celebrado tras el autonómico. Un espléndido American Stafford, llamado Turco y propiedad de un joven grausino, fue premiado por el jurado como el mejor perro de Graus. Su dueño explicó que, pese a ser una de las razas consideradas como peligrosas, " se trata de un perro muy especial que es muy bueno y que trato de que sea sociable. No da mucho trabajo –explicó- y la única precaución es que lo llevo atado para que la gente no se asuste".

La cita estuvo organizada por la Sociedad Canina de Aragón y contó con el apoyo del Ayuntamiento de Graus, que se esmeró en acondicionar el pabellón polideportivo para el evento.

Luis Gallego, "alma mater" de este I Concurso Canino "Villa de Graus", se mostró muy satisfecho con las instalaciones, la participación y el resultado de esta primera convocatoria y avanzó que "ya estamos trabajando en una segunda edición que podría hacerse coincidir con la Feria Caballar de San Miguel que acoge Graus en septiembre".