RIBAGORZA - PROYECTO EN EL MEDIO RURAL
 

Concluyen en Secastilla los talleres en torno al burro como animal de trabajo

Las actividades están organizadas por el Ayuntamiento, con apoyo de la DPH



ELENA FORTUÑO
25/10/2020


GRAUS.- Este fin de semana se celebra el tercer y último taller incluido en el proyecto "La recuperación del burro como animal de trabajo: una propuesta innovadora para reducir la huella de carbono", que desarrolla el Ayuntamiento de Secastilla con la financiación de la Diputación de Huesca y el apoyo técnico de la Asociación Laboratorio de Ruralización.

En esta ocasión, la cita es telemática y no en L"Aldea Puy de Cinca, como han venido siendo los anteriores talleres de esta cita que supone una experiencia piloto para demostrar que la supervivencia del burro pirenaico -del que quedan un millar de ejemplares en Aragón- puede tener una utilidad práctica ya que su pastoreo aumenta la diversidad vegetal de los pastos, retira biomasa vegetal para prevenir incendios y permite abrir accesos en zonas aisladas.

Una veintena de personas han asistido a los dos primeros talleres. El primero, el pasado día 10 de octubre, titulado "Manejo del burro como estrategia para reducir la huella de carbono", impartido por Belén Álvarez, licenciada en Antropología y presidenta de la Asociación Laboratorio de Ruralización y, el segundo, el pasado fin de semana, a cargo de Jordi Fernández, doctor en Biología por la Universidad de Barcelona (UB) y Miguel Ángel Lapuyade, licenciado en Antropología Social y Cultural, titulado "Conocer nuestro medio natural, saber interpretar las consecuencias de los espacios naturales abandonados. Manejo básico del burro".

Los asistentes, de perfiles dispares, procedían de ciudades como Barcelona, Zaragoza o Huesca, pero también de la zona, de poblaciones como Graus y la propia Secastilla.

Este último taller, previo a las conclusiones definitivas que se presentarán el 14 de noviembre, debía celebrarse "on line" debido a la crisis sanitaria. Vía telemática, se analizaba "El agroturismo, una oportunidad para la sensibilización medioambiental", también con Lapuyade como docente.

 

TURISMO Y DESPOBLACIÓN

 

El propio Lapuyade incidió en la importancia de esta última charla, precisamente en la situación actual. "Con el covid-19, hay una búsqueda cada vez mayor de espacios abiertos, no masificados y eso abordamos este sábado, el papel que ha tenido el turismo en Aragón en estos años para la despoblación y como modelo económico".

A falta de las conclusiones definitivas, Lapuyade avanzó algunos de los resultados preliminares que arroja este proyecto que confirmaría que, tras las catas, en las zonas pastoreadas, el número de especies de flora se duplica; la biomasa es inferior donde pastorean los burros y permiten limpiar los bosques sin necesidad de maquinaria.



Volver


diario del Altoaragon
® Copyright Publicaciones y Ediciones del Alto Aragón S.A. | Diseño y Desarrollo: WEBDREAMS