print
 
SOBRARBE - SECTOR PRIMARIO

Los ganaderos del Pirineo se unen para pedir apoyo y en contra del oso


12
Llegados de ambas vertientes, han protagonizado una manifestación “histórica” en Aínsa



MARÍA JOSÉ LACASTA
22/08/2019

HUESCA.- Cientos de ganaderos llegados de Francia, Navarra, Cataluña y Aragón han desdibujado este jueves las fronteras administrativas que separan los territorios en los que viven y crían a su ganado para erigirse como una única voz del Pirineo y reclamar a las administraciones medidas reales, efectivas y eficaces de apoyo a la pervivencia de la ganadería extensiva, entre ellas la retirada de los osos reintroducidos en la cordillera.

 

EN ESTE ENLACE PODRÁS VER UN VÍDEO SOBRE DE LA PROTESTA

 

Todos ellos, acompañados por otros vecinos de localidades pirenaicas y por representantes políticos de prácticamente todas los partidos, entre ellos el presidente de la Diputación de Huesca, Miguel Gracia, han marchado este jueves la mañana por las calles de Aínsa en lo que fue una manifestación "histórica", según las organizaciones convocantes, ya que por primera vez se han unido anaderos de ambas vertientes del Pirineo para reivindicar el papel de la ganadería extensiva, hacer una férrea defensa del medio rural, de sus valores y lo que aporta al conjunto de la sociedad y pedir ser partícipes de las políticas que se diseñan en despachos alejados del Pirineo pero que tienen una incidencia directa entre sus habitantes, y que no siempre comparten, como es el caso de los programas de reintroducción de osos llegados de países como Eslovenia.

 

 

HAZ CLIZ AQUÍ PARA VER UNA GALERÍA DE IMÁGENES DE LA PROTESTA

 

Tanto los ganaderos españoles como los franceses han dejado claro que, a su juicio, la presencia del oso no es compatible con la ganadería extensiva.

Bajo el lema "Por la defensa de nuestros pueblos y la ganadería extensiva", la marcha reivindicativa ha comenzdo en la rotonda de la carretera A-138 de Aínsa y ha concluido, una hora después, en la plaza Mayor, donde representantes de los cuatros territorios citados leyeron un manifiesto. Ha contado con el respaldo de unas 55 organizaciones y entidades, y a lo largo de su recorrido se vieron numerosas pancartas y no se dejó de escuchar el sonido, en algunos momentos ensordecedor, de cencerros y esquilas que portaban tanto gente mayor como niños y jóvenes. Como ha explicado al inicio de las intervenciones en la plaza Mayor el secretario general de Asaja Aragón, Ángel Samper, además "hacer ruido" (en alusión a las esquilas, cuyo sonido reemplazó a los aplausos), las organizaciones agrarias de Aragón, Navarra y Cataluña que en febrero constituyeron en Pamplona la plataforma transnacional van a seguir trabajando para que Zaragoza, Madrid, París y Bruselas escuchen sus reivindicaciones. De momento, han anunciado que a la manifestación de este jueves le van a seguir más actos en Navarra, Francia y Cataluña. Porque la protesta de los ganaderos -añadió Samper- se ha convertido en un "tsunami".

Félix Bariáin, presidente de la Unión de Agricultores y Ganaderos de Navarra (UAGN), ha insistido en el lema que se ha podido leer en varias pancartas que aseguraba que sin ganadería los pueblos morirán, afirmó que los ganaderos "no sólo luchamos contra la despoblación, sino que somos parte de la solución" y ha lamentado que "quienes debería estar mimando nuestras explotaciones las están minando".

José María Alcubierre, secretario general de Uaga, ha manifestado que "la reintroducción del oso y el lobo está fracasando" porque "la convivencia con la ganadería extensiva no es posible". A su juicio, Cataluña y Francia (donde se han reintroducido plantígrados) "deberían hacerse cargo de los osos", que -ha añadido- causan más daño que beneficios, "por lo que deben volver a donde se han reintroducido".

Desde la vecina Comunidad catalana, el portavoz de la Federación de Entidades de Ovino y Caprino de Cataluña, Javier Ribera, ha explicado que cuando en el año 1996 se puso en marcha el programa de reintroducción de osos en el Pirineo "parecía un juego de niños, que la realidad ha ido transformando en un mal sueño para el sector", ha dicho. Ha aludido al temido oso Goiat, que desde hace unos meses parece haberse "instalado" en el Sobrarbe, donde ha matado dos terneros y ha causado daños a varias colmenas.

El manifiesto redactado por los convocantes exponía que la ganadería extensiva del Pirineo es el único modelo que puede luchar contra la despoblación, y mantener el paisaje, la cultura y la biodiversidad.

Las intervenciones de varios ganaderos llegados del departamento francés de Ariège ha puesto de manifiesto que comparten con los de este lado del Pirineo "el problema" de la presencia del oso. Uno de ellos no dudó en asegurar que "Europa y nuestros políticos se han equivocado y si quieren dar prueba de inteligencia y de un poco de corazón deben arreglar este error y rápidamente quitar los lobos y osos de nuestros montes".

Una vecina de la zona ha agregado que en Ariége se introdujeron en su momento dos osos y ahora ya tienen más de 50 ejemplares. Y ha asegurado que semanalmente se producen 26 ataques y que ya llevan 700 ovejas muertas en cinco años. Por ello, no ha dudado en señalar que "el oso es ahora un problema de todos, no solo de los ganaderos, sino de todos los que viven en los pueblos".

Tras las intervenciones, los representantes de la organizaciones agrarias se han reunido en la Sala de Caballerizas del Castillo de Aínsa para seguir planteando estrategias de acción en su reivindicación.

Pero antes, y como colofón a la jornada de protesta compartida entre España y Francia, varios ganaderos han entonado sobre el escenario dispuesto para las intervenciones la popular canción de "Aqueras montañas", todo un símbolo de la unión entre ambos lados del Pirineo.