print
 
EXPOSICIÓN

"Armonía", la abstracción con tintes orientales


La artista zaragozana Pilar Abad exhibe en la sala de Bantierra en Huesca más de una veintena de obras de gran formato



D. A.
20/09/2019

HUESCA.- La pintora zaragozana Pilar Abad regresa a Huesca y lo hace para mostrar Armonía, una parte de su obra que ella misma califica de expresionismo abstracto.

La exposición, que se inauguró este jueves la sala Caja Rural de Aragón y se podrá ver hasta el 27 de octubre, de lunes a viernes de 18:00 a 20:00 horas, reúne más de 20 cuadros de gran formato, en una singular combinación de abstracción y tintes orientales.

Autodidacta, esta artista de 85 años y una vitalidad envidiable, es capaz de combinar distintos estilos pictóricos, construyendo nuevos espacios que dejan entrever figuras reales o soñadas.

"Sé que no es fácil, pero realmente lo que pretendo es aportar algo de calma a la gente, que bastante complicado está todo. Busco transmitir serenidad, pensamiento, libertad, sosiego y confío en conseguirlo", señala Pilar Abad.

Ni ella misma se atreve a encasillarse en un único estilo. "No me siento esclava de nada", pero es verdad que sus obras mantienen retazos inspiradores de influencias orientales, chinas y japonesas, principalmente, en una clara aceptación de la diversidad, como pacto obligado para hacer perdurar su pintura.

En formatos grandes, de 100 x 100, Pilar Abad juega de una forma magistral con los blancos y negros, pero también con rojos, verdes y naranjas, alcanzando un envidiable grado de pureza, elegancia y coquetería.

Abad cuenta con una gran carrera expositiva y una gran vitalidad que le hace tener abiertos los sentidos de par en par y mantener ese amor por la pintura, que ejercita casi a diario. "Vivir es un barullo, pero un barullo maravilloso", asegura esta artista que no concibe su vida sin la pintura.