print
 
BALONCESTO - LEB ORO

Los acontecimientos apuntan a la suspensión de la Liga LEB Oro

.
La marcha de extranjeros, la falta de fechas y la debilidad económica, claves

.



JULIO GONZÁLEZ
18/03/2020

La Liga LEBOro vive muchos movimientos en sus equipos que invitan a pensar más en una cancelación de la competición que en un parón puntual.

La salida de jugadores de determinados equipos, el regreso de jugadores extranjeros a sus países de origen y otras señales empiezan a empujar casi inexorablemente hacia una cancelación de la liga.

La cercanía del final de la liga, que se quedaría sin fechas suficientes de no prolongarse, el precario estado económico de muchos clubes y la amplia presencia de jugadores extranjeros son tres condicionantes demasiado extendidos para obviarlos y para que no interfieran decisivamente en un momento de la actual gravedad.

En muchos clubes consideran que es necesario dar ya una respuesta a sus dudas y posiblemente la única posible en este momento sería la cancelación, ya que dan por hecho que la suspensión se tendrá que alargar y consideran que alargar la temporada es inviable para muchos clubes por una mera cuestión contractual y económica.

La ACB anunció que no volvería a finales de abril, algo que se considera absolutamente inviable para una LEBcuya liga regular debía concluir el 8 de mayo y a la que le quedan diez jornadas por jugar, más las eliminatorias por el ascenso.

El B The Travel Brand Mallorca ha hecho saltar todas las alarmas y ha puesto sobre el tapete la precariedad en la que se mueven muchos clubes.

Los baleares están al borde de la disolución del club. La crisis del coronavirus ha acelerado la propia del club, que tras hacer un proyecto deportivamente muy ambicioso estaba tambaleándose en lo económico. Para más inri, su patrocinador principal es la agencia de viajes B The Travel Brand, gravemente afectada por la actual situación.

El club está estudiando las distintas opciones para afrontar la situación, pero de momento ha dado libertad a los jugadores para que abandonen la isla y regresen a sus domicilios.

Hay quien considera que, de facto, la plantilla mallorquina está disuelta.

Sólo cinco en Huesca en el Levitec

La situación en otros lugares no es muy distinta y el ERTE que anunció el Levitec parece que se extenderá inevitablemente a casi todos los equipos, como en cualquier empresa que se quede temporalmente sin actividad y sin ingresos.

En Levitec Huesca el ERTE abarca a la práctica totalidad de la plantilla de trabajadores del club. Y han viajado a sus lugares de origen la mitad de los jugadores. Permanecen en Huesca Diego de Blas, Álex Tamayo, Andriy Grytsak, Fran Cárdenas y Vasilije Vucetic. Los tres primeros tienen su residencia en Madrid.

Muy llamativo es el caso de Valladolid, que en plena lucha por la liga ha visto como regresaban a su casa más de la mitad de los jugadores, incluidos varios de los americanos, piezas fundamentales en el equipo.

En Cáceres han regresado a sus países el holandés Kuiper y el estadounidense Arkeem Joseph.

Hay que tener en cuenta que los jugadores que salen de España podrían no querer regresar o no poder hacerlo por restricciones, ya derivadas del coronavirus o las habituales derivadas de la burocracia habitual.

La Federación añade una jornada a la suspensión

Por el momento, la Federación no se da por aludida por estoss movimientos, al menos oficialmente y ayer se limitó a anunciar simplemente la suspensión de una cuarta jornada, la vigesimoctava, que estaba prevista para el 28 y el 29 de marzo.

En la misma, Levitec Huesca tenía que enfrentarse al Lleida el domingo 29 a las 12 del mediodía en el pabellón Barris Nord de la capital catalana.

El equipo peñista había visto ya cancelados sus encuentros contra el Mallorca (día 13), contra el Breogán (día 21) y contra el Ourense (día 25).

La suspensión de dicha jornada era ineludible, puesto que para esos días aún estará vigente el actual estado de alarma, que, además, todo apunta a que podría ser prorrogado.