print
 
CONSECUENCIAS DE LA COVID-19

La llegada de nuevo material da un respiro a los profesionales de la provincia de Huesca, pero con discrepancias


El Salud reconoce problemas en el suministro de batas y surgen alternativas



B. S./O. I.
16/04/2020

HUESCA.-  La llegada de material de protección frente al Covid-19 en los últimos días a hospitales y centros de salud está dando un respiro a los profesionales sanitarios del Alto Aragón, aunque con algunas discrepancias, dudas y peros.

El Gobierno de Aragón y las donaciones de empresas e iniciativas solidarias van llenando sus almacenes de diferentes elementos, aunque algunos sectores siguen notando la ausencia de EPI adecuados. 

El director gerente del Servicio Aragonés de Salud (Salud), Javier Marión, ha asegurado este jueves que la Comunidad aragonesa dispone de un número suficiente de mascarillas, tanto quirúrgicas como FPP2 y FPP3, si bien ha reconocido que sí que hay un problema de suministro a nivel nacional con las batas “porque la mayor parte son importadas y hay problemas de recepción”.

Para paliar esta situación,Javier Marión ha explicado que se está produciendo este material por parte de empresas, en algunos casos aragonesas y también riojanas, o en pequeños talleres o similares “y son batas que los servicios de prevención de riesgos laborales dan como válidas para realizar la asistencia. “Por eso, ha continuado, podemos observar diversidad de modelos, de batas, de delantales, porque a veces hay que combinarlos para conseguir una mayor protección”. 

Respecto a las mascarillas ha planteado que su distribución se hace de manera continua a los centros de salud y a los hospitales y que si se registra algún problema en este sentido se trata de corregir “inmediatamente”. 

También se ha referido a los guantes, de los que Aragón cuenta con “suficientes”, “aunque es verdad que el mercado internacional está bastante cerrado”, y ha asegurado que en la medida que el Salud se encuentra con problemas trata de solucionarlos “para que todos los profesionales que nos importan especialmente, como no puede ser de otra manera, tengan esos medios disponibles”. 

El presidente del Colegio de Médicos de Huesca, José María Borrel, ha comentado en este sentido que es cierto que se está enviando material a los centros. “Hemos de reconocer que está llegando más, pero es falso que siempre lo ha habido. Que las mascarillas se han estado reutilizando durante tiempos imprudentes es cierto, y también que están reconduciendo la situación”, ha manifestado.

Sin embargo, ha puntualizado que “gran parte del material que hay en la actualidad lo estarán dando por válido los servicios de salud laboral y de protección de riesgos, pero no está homologado, lo cual no quiere decir que no sea válido. Hay que recordar que en Europa hay una normativa para todo este tipo de circunstancias que define lo que es un EPI y qué características tiene que tener cada elemento que se emplea”.   

También el delegado sindical de Cemsatse en Huesca, Ramón Boria, médico además del Centro de Salud Santo Grial, ha comentado que el material va llegando “con cuentagotas y muy poco”, no en grandes cantidades, y se va gastando. “En guerras sobre la cantidad de material que hay disponible no vamos a entrar como sindicato ni como Junta de Personal”, ha señalado este doctor que en la tarde de este jueves se encontraba de guardia en el Punto de Atención Continuada (PAC) del Centro de Salud Pirineos, en cuyo almacén había cinco batas de plástico rosas disponibles para el personal. 

“Si hay que hacer avisos hoy probablemente ya gasten tres o cuatro. Si las van reponiendo mejor, eso es lo que nosotros estamos esperando. Y si faltan de estas batas nos pondremos las bolsas de basura, pero en guerras no vamos a entrar”, ha remarcado. Pero respecto a las mascarillas, como médico del Centro de Salud Santo Grial, ha querido aclarar que él mismo utiliza la misma durante una semana. “Mascarillas quirúrgicas hay todas las que quieras, pero FFP2 llega con cuentagotas y no hay una para cambiarte cada día, imposible. Las usamos durante días y cuando se rompe o está desgastada pedimos otra y si tienen alguna nos la dan”, ha señalado.

También Maricruz Oliván, presidenta provincial del sindicato de enfermería Satse, ha manifestado cierto descontento. “Si ahora asimilamos que las bolsas de plástico son EPIs la situación cambia. Creo que es cierto que hay más material pero la pregunta es si le damos a todos los profesionales lo que necesitan. Cada día hay dos o tres profesionales que dan positivo”, ha planteado

Por otra parte, el Centro de Salud Perpetuo Socorro ha recibido este jueves delantales, monos de EPI, mascarillas FPP1 y quirúrgicas, y guantes donadas por las empresas Solymel e Inmobiliaria Osca Siglo 21.