print
 
ACTUACIÓN POLICIAL

Detenida por vender una falsa cura al coronavirus sin control sanitario


El arresto se produjo el Piedratajada por un delito contra la salud pública con lesiones



E. PRESS
28/06/2020

ZARAGOZA.- La Guardia Civil ha detenido a una mujer como presunta autora de un delito contra la salud pública con resultado de lesiones, tras haber vendido a una vecina de la localidad zaragozana de Piedratajada un bebedizo como remedio a la cura de la enfermedad covid-19 sin control sanitario.

Según informó la Benemérita, a las 14:30 horas de este viernes, 26 de junio, la Guardia Civil de Luna recibió una llamada de facultativos médicos del Centro Salud de este municipio comunicando que la noche anterior, a las 23:30 horas, asistieron a una vecina de 67 años en su domicilio de Piedratajada por una intoxicación grave tras la ingesta de una bebida y por la que tuvo que ser trasladada de urgencia en UVI móvil a un centro hospitalario de Zaragoza.

Los agentes iniciaron una investigación que permitió determinar que la paciente había ingerido esa tarde pequeñas cantidades del producto, siendo la primera toma sobre las 19.00 horas y otra después de cenar. El esposo de la afectada la localizó a las 23.30 tirada en el suelo del salón y al no reaccionar dio aviso a los servicios médicos La bebida que ingirió la paciente fue comprada a una vecina de Piedratajada como remedio a la enfermedad de la covid-19 y otro tipo de patologías, tras pagar por un bote de 250 mililitros la cantidad de 20 euros.

La Guardia Civil, con las informaciones recabadas, obtuvo la identidad de la persona que había vendido este producto, una mujer de 52 años, dedicada supuestamente a la osteopatía, masajes y otras actividades, cuya consulta se realizaba en el propio domicilio. Tras comprobar que esta mujer había realizado la venta del citado producto a la paciente, fue detenida a las 18.15 horas de este sábado en su vivienda de Piedrataja por un presunto delito contra la salud pública con resultado de lesiones.

Además, la Benemérita llevó a cabo un registro en el domicilio de la detenida, donde se percibía un fuerte olor a lejía, hallando multitud de productos base para la fabricación del citado brebaje, así como 32.050 euros en efectivo, que se encontraban dentro de una bolsa y distribuidos en diversos paquetes envueltos en papel de aluminio.