print
 
BAJO CINCA - SECTOR AGRÍCOLA

La crisis sanitaria empeora la situación de los agricultores en Zaidín


El alcalde muestra su preocupación por la falta de agricultores jóvenes y por la escasa rentabilidad del sector



E.PRESS
23/08/2020

ZAIDÍN.- El alcalde de Zaidín y presidente de la Comarca del Bajo Cinca, Marco Ibarz, ha asegurado que la pandemia del coronavirus ha empeorado "todavía más" la situación que atraviesan los agricultores hortofrutícolas de esta zona, sobre todo, la de los jóvenes.

Ibarz ha explicado, en declaraciones a Europa Press, que algunas de las medidas de seguridad y sanitarias "necesarias sin duda alguna" para hacer frente a la COVID-19 han supuesto un aumento en los gastos de los profesionales agrícolas y mayores dificultades en la logística para transportar a los jornaleros: "Es lógico que se tiene que invertir más tiempo y más dinero en desplazamientos de los trabajadores, porque hay que hacer mayor número de trayectos con menos personas en cada vehículo, para llevarlos a los campos".

Asimismo, Ibarz ha mostrado su preocupación por la actual problemática que atraviesa el sector en Zaidín, ante la falta de agricultores jóvenes y la retirada de alguno de ellos: "En la hortofruticultura llevamos cuatro o cinco años seguidos muy malos, y la gente joven no quiere quedarse con el negocio familiar porque ven que no le es rentable, y eso es un problema porque esta gente se acaban yendo del pueblo en busca de otro trabajo", ha señalado el edil.

En cuanto a la situación actual de las explotaciones hortofrutícolas de Zaidín, Ibarz ha indicado que "los productores quieren ganarse la vida, no hacerse ricos, lo que no es normal es cobrar por debajo del precio coste, que es lo que se ha estado haciendo los últimos años, por eso, se están quedando los padres que se dedican a esto aguantando el negocio o quien están cerca de jubilarse", ha argüido.

"La gente que vive solo de la recogida de fruta está pasándolo mal y quienes lo compaginan con la ganadería --segunda actividad económica principal en Zaidín-- van tirando", ha reconocido Ibarz. En este sentido, el alcalde ha pedido, de nuevo, a las Administraciones que "defiendan" al sector agrícola. "El sector ha cumplido, nos hemos profesionalizado, pero hay un paso intermedio entre el agricultor y los precios finales donde nos perdemos, y es donde hay que trabajar", ha argumentado.

 

INMIGRACIÓN

 

Además, de los más de mil temporeros que se desplazan hasta Zaidín cada año para trabajar en la recolección, este municipio del Bajo Cinca, cuenta con un porcentaje destacado de personas extranjeras que viven durante todo el año en la localidad, y que permiten "rejuvenecerla". "En el colegio hay unos 150 alumnos, hasta 2º de la ESO, y en torno al 20 por ciento, son niños cuyos padres vinieron a Zaidín para trabajar y asentarse aquí, esto nos permite mantener población joven", ha detallado Ibarz.

 

COVID-19

 

Por otro lado, el alcalde de Zaidín ha recordado que en el municipio continúan en Fase 2, por los rebrotes de COVID-19 que se produjeron el pasado mes de junio: "Estuvimos, como mucho, dos días instalados en la nueva normalidad y después volvimos a la fase 2", ha aclarado el edil. Ibarz ha subrayado que "el virus lo paró todo, todas las actividades previstas por las Áreas de Cultura y Deportes y solo mantenemos los servicios indispensables hasta que mejore todo".

El pasado puente de agosto, la localidad no celebró, como muchos otros pueblos de Aragón, sus fiestas en honor a la Virgen de la Asunción, fechas en las que el alcalde apeló a la responsabilidad de los vecinos "para evitar retroceder de nuevo", ha concluido.