print
 
FÚTBOL - EQUIPACIÓN

Los equipos de las "camisetas bonitas" se citan en El Alcoraz


12
El Valladolid, goleado en su última visita, no ha ganado en Liga en Huesca



M. A. B.
18/10/2020

HUESCA.- La estética también cuenta. Si algo cuidan los clubes en la venta del producto es la "piel" y este domingo sobre El Alcoraz estarán dos de las indumentarias más chulas de la Liga Santander por votación popular.

En la encuesta realizada por LaLiga para que los aficionados votaran la camiseta más bonita de Primera División, la del Real Valladolid fue las más votada por los aficionados, que contabilizó un total de 5.700.

Una gran diferencia porque tras el club pucelano aparecían los dos grandes de LaLiga, con más masa social y seguidores, y por tanto con más gancho. Real Madrid y Barcelona empataban con 3.200 votos.

Y la agradable sorpresa era ver la camiseta del Huesca, con su cruz azulgrana en la innovada primera equipación, como la cuarta clasificada con 2.800 votos.

Sin duda, un éxito para los responsables del diseño y marketing del club, que ya avisó de antemano que este año la vestimenta sería "rompedora".

Para el Huesca en particular y para el fútbol en general el hecho de no poder contar con aficionados en los estadios ha sido un contratiempo también en el merchandising, que este año habría sido excepcional con el retorno a Primera. Se vio en los primeros días de venta de camisetas, que ahora está un tanto frenada a la espera del empujón que supondrá la campaña de Navidad, para la cual en la entidad ya se trabaja con nuevos productos para la tienda.

En la encuesta de las "camisetas bonitas", tras el Huesca figuran en esa clasificación el Betis, con 2.700 votos, y el Celta (1.800). Por abajo, Getafe (493), Levante (483) y Eibar (472) ocupan las tres últimas posiciones.

 

EL VALLADOLID NO HA GANADO EN LIGA EN EL ALCORAZ

 

El Alcoraz no ha sido un escenario propicio para el Valladolid. En los seis enfrentamientos ligueros que ambos han disputado en Segunda División el bagaje ha sido de cuatro victorias del Huesca y dos empates. El único triunfo pucelano en el feudo azulgrana fue en la eliminatoria de Copa de la temporada 17-18, donde ganó el Valladolid 0-2. Tras un lejano empate (1-1) en el viejo campo de San Jorge en la 70-71 (Tercera División), el primer duelo entre ambos en Segunda se vivió en la temporada 2010-11 y fue en la jornada 41 cuando el Valladolid visitó por primera vez El Alcoraz. En aquella ocasión, un solitario y tempranero gol de Camacho a los 5 minutos sirvió para que los tres puntos se quedaran en casa.

En la campaña siguiente, 11-12, el choque terminó en tablas (2-2). Fue el encuentro en el que el Huesca, con la entrada de Quique Hernández al banquillo, fue rearmándose y debutó bajo los palos Luis García, que estaba sin equipo. El Valladolid puso tierra por medio en el marcador con dos goles de Oscar González en el primer minuto y de Javi Guerra en el 54. Pero el Huesca tuvo una reacción fulminante. Camacho acortó distancias al transformar un penalti en el 65 y cuatro minutos después Bauzá lograba empatar.

Entre el ascenso del Valladolid a Primera y el descenso del Huesca a Segunda B se abrió un paréntesis que mantuvo a los dos equipos alejados. Se reencontraron en la temporada 15-16. En la séptima jornada volvió el Valladolid a Huesca en un encuentro que terminó en tablas pero que se recuerda por la espectacular actuación del guardameta Kepa, cedido por el Athletic aquel año y ahora en el Chelsea, que pagó por él 80 millones de euros. Un gol madrugador de Rodri para los pucelanos lo neutralizó Machis, en el minuto 83.

En el curso siguiente, 16-17, el Huesca venció al Valladolid por la mínima con un solitario gol de Ferreiro en el minuto 80.

Victoria que se repitió un año más tarde, en la campaña 17-18, cuando un gol de Melero en el minuto 26 dio el triunfo al conjunto de Rubi frente al que entonces dirigía Luis César.

Y el precedente más cercano fue hace dos cursos, cuando ambos equipos habían ascendido y coincidieron en Primera División y el Huesca, el viernes 1 de febrero de 2019, logró la mayor goleada de la temporada y de su breve estancia en la categoría. Un contundente 4-0 materializado por Enric Gallego, Moi Gómez, Pulido y Chimy Ávila.