print
 
ALTO ARAGÓN - TEMPORAL

Desalojada una familia y calcinadas 50 hectáreas y casas deshabitadas en Lacort

Imagen de varias viviendas de Foradada del Toscar.
La causa del incendio fue el choque de dos cables de alta tensión por el viento

El choque de dos cables de alta tensión a causa del viento originó ayer un incendio de considerables proporciones en el núcleo de Lacort, en Foradada del Toscar. Cinco vecinos, miembros de una misma familia, tuvieron que ser desalojados, aunque no hubo que lamentar heridos, pese a que el fuego afectó a unas cincuenta hectáreas de monte y a varias casas deshabitadas de la población.



ELENA FORTUÑO
08/02/2012

GRAUS.- Anoche los vecinos pudieron regresar a su vivienda, si bien permanecían en la zona los bomberos de la Comarca de la Ribagorza y los Agentes de Protección de la Naturaleza (APN) controlando el fuego.

Las fuertes rachas de viento que azotaron desde mediodía de ayer y hasta primera hora de la tarde la parte baja de Ribagorza parecen ser la causa del choque de dos cables de alta tensión, cuyas chispas originaron el incendio. El viento también hizo que el fuego se propagara a gran velocidad en una zona de monte próxima al núcleo de Lacort, en Foradada del Toscar. El incendio se declaró en torno a las 15 horas y, hasta el lugar, se desplazaron cinco bomberos del Sobrarbe, con sede en Boltaña, equipados con una autobomba y un camión nodriza.

Poco después, se sumaron a las tareas de extinción una veintena de APN apoyados por una autobomba del Gobierno de Aragón y, a continuación, cinco bomberos de la Comarca de la Ribagorza, de los parques de Graus y Benabarre, con dos autobombas más que se utilizaron en las labores de extinción. Algunos vecinos de La Fueva y pueblos próximos colaboraron transportando cubas con sus tractores para ayudar en las labores de extinción.

Tras calcinar unas cincuenta hectáreas de encinas, monte bajo y pasto, informaron del Gobierno de Aragón, el fuego se aproximó peligrosamente al núcleo de Lacort, en el cual fueron desalojados los cinco vecinos de la única vivienda habitada en la zona.

La casa evacuada tiene el restaurante abajo y dos plantas y, al parecer, la rápida intervención del operativo de extinción evitó que fuera alcanzada por las llamas. El inmueble, además, se vio afectado por el viento que arrancó parte de la techumbre.

Finalmente, las llamas alcanzaron a varias viviendas deshabitadas que ardieron a gran velocidad, al tener una estructura de madera.

Anoche los vecinos desalojados pudieron regresar a su vivienda, aunque el incendio continuaba activo y los trabajos no se interrumpieron y prosiguieron durante la noche por parte de varios bomberos de la Ribagorza y una veintena de APN, reforzados con algunos relevos.

A consecuencia de la avería en la línea que causó el incendio, Endesa interrumpió el suministro eléctrico a unos 400 usuarios.

OTRAS INCIDENCIAS

ZEl fuerte viento ocasionó otras incidencias de menor magnitud en Ribagorza. Hubo también interrupción del suministro eléctrico en Chía y Laspaúles y cortes intermitentes de luz en Castejón de Sos. Además, en Graus, se desprendieron algunos materiales del tejado del colegio Joaquín Costa por lo que se limitó el acceso a la zona del patio próxima al edificio para que no afectara a los alumnos.