Actualidad

ELECCIONES GENERALES

Ciudadanos da "portazo" al PSOE a dos meses del 28A

Sánchez rechaza especular sobre pactos pero no cierra la puerta a ninguno

Ciudadanos da "portazo" al PSOE a dos meses del 28A
Ciudadanos da "portazo" al PSOE a dos meses del 28A
EFE

MADRID.- La decisión de Cs, que a dos meses de las elecciones ha dado un portazo a cualquier pacto postelectoral con Pedro Sánchez y con el PSOE, ha marcado la agenda electoral de los partidos que han comenzado su puesta a punto para los comicios del 28 de abril con la vista en los sondeos y las posibles alianzas. Este lunes por primera vez la ejecutiva de Cs cerró totalmente la puerta a una posible alianza con los socialistas tras las elecciones generales, aunque la decisión -adoptada por unanimidad- no afecta por ahora a las autonómicas ni a las municipales del 26 de mayo.

En el PSOE, donde nunca han descartado de forma tan contundente la posibilidad de acuerdos con la formación de Albert Rivera, acogieron con desdén el anuncio. "Ellos sabrán si se sienten más cómodos con los socialdemócratas o con los ultraderechistas", afirmó el ministro de Fomento y secretario de Organización, José Luis Ábalos, tras la reunión de la ejecutiva.

Ya por la noche, Pedro Sánchez rehusó especular sobre pactos postelectorales tras las generales, si bien no cerró la puerta a ninguna de las posibilidades que se puedan plantear tras contar los votos el 28 de abril.

En una entrevista en TVE, Sánchez consideró que el 28 de abril "debería servir para unir a los españoles" e insistió en la necesidad de que los partidos sean capaces de hablar entre ellos.

Y la pregunta de si no se cierra a pactar con el independentismo del mismo modo que recibió su apoyo en la moción de censura, el jefe del Ejecutivo señaló que tampoco se cierra a hablar con Ciudadanos, Podemos o el PP "en múltiples cuestiones" porque lo que necesita el país es "unirse en torno a los grandes proyectos".

Recalcó, no obstante, que "nunca ha habido acuerdo con los independentistas" a cambio del apoyo en la moción de censura, sino una "asunción de responsabilidad" por parte de la mayoría de los grupos parlamentarios que hizo prosperar dicha moción.

Sánchez, además, aseguró que en sus poco más de ocho meses al frente del Ejecutivo las iniciativas han salido adelante gracias a que se han logrado acuerdos "con todos y cada uno de los grupos", no solo los independentistas, también PP y Ciudadanos.

Sánchez lamentó el "cordón sanitario" que pone el partido de Rivera. Y defendió hacer pedagogía y explicar que quien pone cordones es "excluyente con el sistema democrático" porque en este caso pretende excluir a los millones de votantes que tienen los socialistas.

El presidente del Gobierno se mostró confiado en que el PSOE será la primera fuerza política pero insistió en la necesidad de conseguir más escaños que los actuales para poder sacar adelante sus proyectos con menos "obstruccionismo".

Pedro Sánchez aspira a gobernar en solitario y eso mismo quiere el PP, cuyo líder, Pablo Casado, advirtió de que su partido va a salir a ganar, no a pactar, y comprometió "moderación" pero no "sumisión" frente a la izquierda que "prefiere romper España" antes que ponerse de acuerdo con los populares.

Casado subrayó ante la Junta Directiva Nacional del PP que en las elecciones generales los españoles tendrán que elegir entre "enfrentamiento y concordia", como en la época de la Transición, entre "ruptura y reformas". El PP, que no muestra preocupación por las encuestas, dará "todas las batallas" para que el PSOE no consiga "imponer su agenda" y si llega al Gobierno aplicará un 155 más duradero y extenso que el de 2017.

"EN MODO ELECTORAL"

Podemos también se puso este lunes en modo electoral y su ejecutiva, constituida como "dirección de campaña" colectiva, acordó preparar una ruta por 50 provincias para presentar a sus candidatos y recuperar el impuesto a la banca como medida estrella de su oferta programática. Dicen en la formación morada que no están preocupados por los sondeos que les dan una importante caída en votos.

"Esto ya lo vivimos dos meses y medio antes de las elecciones de 2015 cuando las encuestas nos daban entre un 10 y un 14 por ciento y al final Unidos Podemos sacó más de un 20 por ciento", afirmó el secretario de Organización, Pablo Echenique. Podemos descarta apoyar un acuerdo del PSOE con Cs, recomienda a Sánchez que aprenda de sus "errores" y le recuerda que Cs se ha situado "en la derecha cada vez más radical".

Etiquetas