Actualidad

RELACIONES INTERNACIONALES

Zapatero se reúne por sorpresa con Maduro

El Gobierno ciñe a lo "estrictamente particular" el viaje del expresidente a Venezuela, sin mandato alguno del Ejecutivo

Zapatero se reúne por sorpresa con Maduro
Zapatero se reúne por sorpresa con Maduro

CARACAS.- El expresidente del Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero se reunió este viernes por sorpresa con el mandatario venezolano, Nicolás Maduro, en el Palacio de Miraflores de Caracas, sede del Ejecutivo, sin que hasta el momento hayan trascendido las razones del encuentro.

En la reunión también estuvieron presentes la primera dama, Cilia Flores, y dos de los vicepresidentes, los hermanos Delcy y Jorge Rodríguez, según imágenes difundidas por el canal estatal Venezolana de Televisión (VTV).

Por su parte, el Gobierno ciñó a lo estrictamente particular el viaje de Rodríguez Zapatero a Venezuela y recalcó que la visita se realizó "sin ostentar ningún cargo de representación y sin mandato alguno del Gobierno de España".

Consultado por Efe, el Ministerio de Asuntos Exteriores afirmó que el Gobierno "no tiene ningún comentario que hacer al respecto" sobre este viaje porque lo realizó el expresidente "estrictamente en su condición de ciudadano particular, sin ostentar ningún cargo de representación y sin mandato alguno del Gobierno de España".

Este viaje de Zapatero fue cuestionado este sábado por el Partido Popular, cuya portavoz en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, denunció la relación de "intimidad antidemocrática" de Zapatero y Maduro y reprochó al primero que trabaje activamente "para una dictadura que ha sido condenada".

Rodríguez Zapatero comenzó en 2016 una labor de intermediación entre el Gobierno venezolano y la oposición que no dio frutos y que terminó con el rechazo de los detractores del chavismo, que desde entonces han llegado a considerarle como un simpatizante del oficialismo.

En 2016, Rodríguez Zapatero comenzó una labor de intermediación entre el Gobierno venezolano y la oposición que no dio frutos y que terminó con el rechazo de los detractores del chavismo, que desde entonces han llegado a considerarle como un simpatizante del oficialismo.

Además, manifestó su respaldo a la mesa de diálogo puesta en marcha entre el Gobierno y un pequeño sector de la oposición que es rechazada por la mayoría que lidera Juan Guaidó, a quien casi 60 países reconocen como presidente interino.

Precisamente, este viernes, esa mesa se reunió con la visita del ministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Lavrov, quien respaldó ese diálogo al asegurar que el enfoque de Rusia "es que cualquier crisis, incluso en Venezuela, puede ser solucionada a través de medidas políticas y diplomáticas".

La visita también se produce en medio de una polémica originada durante la visita de Guaidó a España en enero pasado, cuando el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, no se reunió con el líder opositor venezolano, si bien lo hizo la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya.

También se ha generado otra polémica por el encuentro que mantuvo el ministro de Transportes español, José Luis Ábalos, con la vicepresidenta venezolana Delcy Rodríguez en el aeropuerto de Madrid. Acerca de esa escala de Rodríguez, el Gobierno subrayó que es "absolutamente falso" que el presidente del Gobierno hablase con la vicepresidenta venezolana.

Etiquetas