Actualidad

PANDEMIA DEL CORONAVIRUS

Italia supera los 20.000 muertos por coronavirus y no relaja el confinamiento

Arranca este martes una nueva prórroga de las restricciones hasta el 3 de mayo

Italia supera los 20.000 muertos por coronavirus y no relaja el confinamiento
Italia supera los 20.000 muertos por coronavirus y no relaja el confinamiento
EFE

ROMA.- Italia alcanzó este lunes los 20.465 fallecidos con el coronavirus, tras registrarse 566 en las últimas veinticuatro horas, y, aunque hay signos de que la propagación se contiene, no relajará el confinamiento y el drástico bloqueo de actividades, más allá de abrir a partir de este martes algunos negocios.

"Todavía estamos en la "fase uno", no hay duda": así de contundente se mostró el profesor Gianni Rezza, del Consejo Técnico Científico que asesora al Gobierno, al comparecer en la conferencia de prensa diaria de Protección Civil.

La cifra de 566 fallecidos es muy superior a los 431 del domingo, que fue la más baja en las últimas tres semanas, y el número total de contagios se sitúa en 159.516 personas, según los datos ofrecidos por el jefe de Protección Civil, Angelo Borrelli.

Los positivos actuales son 103.616, de los cuales el 70 % (72.330) está aislado en su casa, y por décimo día consecutivo se reducen los ingresados en cuidados intensivos, que son ahora 3.260 en todo el país.

"Hay signos positivos, pero el número de muertes sigue siendo alto", señaló Rezza, aunque explicó que hay que tener en cuenta que los decesos corresponden a personas que se han infectado semanas antes y que los nuevos casos de contagios tampoco son "nuevos", ya que hay que tener en cuenta el periodo de incubación.

No obstante, la mejoría de la situación respecto a semanas atrás, en plena expansión de la epidemia y a pesar de que ahora los hospitales ya no están tan colapsados, el Gobierno italiano no quiere bajar la guardia y echar por tierra los sacrificios realizados.

Por eso, ha prolongado hasta el 3 de mayo las medidas de confinamiento de las personas en sus casas y el cierre de todas las actividades no esenciales, medidas que debían expirar ayer.

El nuevo decreto, que empieza a aplicarse este martes, ya que el lunes era festivo en Italia, permitirá solo la apertura de algunos pocos negocios, algo casi simbólico y experimental. Se trata de las librerías, papelerías, tiendas de ropa para niños y algunos servicios forestales, que se suman a las tiendas de primera necesidad aún en activo, como supermercados o farmacias.

El primer ministro, Giuseppe Conte, rechazó de momento que puedan abrirse industrias y otras actividades, a pesar de las presiones económicas.

"Por el momento, cualquier hipótesis (sobre ello) es prematura", declaró Borrelli en respuesta a una pregunta sobre la posible reapertura de algunas cadenas de producción en las próximas semanas.

"El grupo de trabajo está ultimando un informe, y después tendrá que venir una decisión política", añadió.

Algunas regiones, dentro de sus competencias, han adoptado algunas medidas diferentes. La región del Lazio ha decidido posponer la apertura de las librerías al 20 de abril.

"Esto es para dar tiempo a sus responsables para que organicen las medidas de seguridad, como por ejemplo mantener las distancias de seguridad entre personas o repartir guantes monouso. Queremos que abran las librerías, pero esto debe venir con seguridad absoluta para trabajadores y clientes", señaló el asesor regional de actividades productivas, Paolo Orneli.

Lombardía, la región más afectada por la epidemia, ha decidido que no permitirá esa apertura de las librerías y papelerías.

Etiquetas