Actualidad

SEGURIDAD VIAL

El límite de 30 km/h para las ciudades se empieza a aplicar este martes

Marlaska defiende la norma para hacer urbes más "seguras y sostenibles"

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska
El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska
EFE

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido este lunes la implantación desde este martes de la reforma legal que limita a 30 kilómetros por hora la velocidad en vías urbanas con un único carril por sentido de circulación, para conseguir ciudades más seguras y sostenibles.

Se trata de crear ciudades de vida, para salvar vidas, en las que se pueda interactuar en un ámbito de sostenibilidad, ha definido el ministro en rueda de prensa en Valladolid, en la que ha presentado una campaña informativa sobre la entrada en vigor de esta norma.

"A 30 hay más vida", ha subrayado Grande-Marlaska, quien ha proporcionado datos para apoyar la adopción de esta decisión ya que, en 2019, año de normalidad previo a la pandemia, los fallecidos en zonas urbanas se calcularon en 519, lo que representa un aumento del seis por ciento con respecto a 2018.

Entre los afectados por este tipo de accidentes predominan los colectivos vulnerables, debido a que los datos reflejan que en 2019 el 89 por ciento de las 519 víctimas fueron ciclistas, motoristas y peatones.

A cincuenta kilómetros por hora en la ciudad, la posibilidad de que una persona atropellada fallezca se calcula entre el ochenta y el noventa por ciento ante un descuido o una infracción de un conductor, ha subrayado.

Sin embargo, a treinta kilómetros por hora, esa posibilidad se reduce al diez por ciento, ha valorado.

Ha asentado la regulación en Seguridad Vial en dos elementos, en que incluso el conductor más diligente y que más extreme la precaución puede cometer un error o una negligencia leve con un importante resultado lesivo, y en que el ser humano es frágil y ante un impacto de un vehículos los resultados son relevantes.

"Movilidad más segura y también más sostenible", ha recalcado Grande-Marlaska, antes de garantizar que es más saludable circular a menor velocidad por la disminución de CO2 y otros gases contaminantes.

Esa velocidad permite además a los ciudadanos "interactuar" entre ellos y con la ciudad, después de más de un año de relaciones sociales reducidas por la covid-19.

Ha recordado que muchos municipios de España han aplicado ya esa disminución de la velocidad, ha destacado la actuación proactiva de la FEMP en este sentido y ha adelantado que Naciones Unidas dedicará la sexta semana de la Seguridad Vial a "calles por la vida".

En 2019, el 89 por ciento de las 519 víctimas fueron ciclistas, motoristas y peatones

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha calificado como "histórico" el límite de velocidad establecido desde este martes, para avanzar en ciudades con mayor calidad de vida, más amables, humanas y que mejorarán la convivencia de los usuarios que se desplacen de distintas formas, y ha puesto esta ciudad como ejemplo de actuaciones para lograr más seguridad y sostenibilidad.

El ministro ha detallado que las sanciones económicas que se impongan por incumplir la limitación a 30 en las vías establecidas dependerá de los ayuntamientos.

También ha evaluado Grande-Marlaska el pago de peajes en las autovías al ser interrogado por la posibilidad de que el mayor uso de las carreteras convencionales pueda representar mayor siniestralidad en este tipo de vías.

La política fiscal del Gobierno abarca dos principios, que se trate de un sistema equitativo y se garantice el crecimiento económico, ha explicado el ministro.

"También nos ocupamos de las carreteras convencionales", ha asegurado, al subrayar que se bajó de cien a noventa la limitación de velocidad máxima y se logró reducir la accidentalidad vial el doce por ciento.

Antes de la presentación en el Ayuntamiento, un grupo de personas ha proferido gritos y ha exhibido pancartas con las que ha pedido la dimisión del ministro en la Plaza Mayor.

Etiquetas