Actualidad

CRISIS ECONÓMICA

Europa pide acotar las ayudas energéticas a los vulnerables

Los ministros de Economía abogan por medidas destinadas a grupos específicos

Gentiloni, a la izquierda, con el ministro italiano Giancarlo Giorgetti y el irlandés Paschal Donohoe.
Gentiloni, a la izquierda, con el ministro italiano Giancarlo Giorgetti y el irlandés Paschal Donohoe.
Efe

Los ministros de Economía y Finanzas de la zona euro (Eurogrupo) abogaron este lunes por garantizar que las medidas nacionales para paliar la subida de precios derivada de la crisis energética sean fiscalmente asequibles, que preserven las señales de precios y que acoten sus medidas fiscales a los más vulnerables. “Hemos calculado que alrededor del 70 por ciento de las medidas adoptadas por los Estados miembros hasta la fecha no son específicas, lo que significa que benefician a todos, o a una parte muy grande de la población, y no sólo a los más vulnerables”, detalló el comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni, en la rueda de prensa posterior a la reunión.

Sin embargo, se confesó “consciente de que la focalización no siempre es fácil, ni política ni técnicamente” y reconoció que el dato “supone un avance comparado con hace un par de meses, cuando alrededor del 80 por ciento de las medidas no eran específicas”.

Aunque no hubo referencias a ninguna experiencia precisa, esta posición llega semanas después del plan anunciado por Alemania para destinar 200.000 millones de euros a reducir la factura de la energía del consumidor final, el cual despertó el recelo de varios socios.

“El sentimiento económico se ha deteriorado desde el verano y los datos de las encuestas apuntan a una contracción de la actividad económica este invierno”, detalló Gentiloni, mientras que “el principal punto positivo sigue siendo la situación del mercado laboral”. En cuanto a las previsiones económicas, en las que la Comisión Europea entrará en detalles este viernes, Gentiloni avanzó que “muchos indicadores muestran que una contracción de la economía es probable”.

Animó a su vez a “trabajar para evitar que esa contracción de los meses de invierno se convierta en un prolongado periodo de recesión”. Por su parte, el presidente del Eurogrupo y ministro irlandés, Paschal Donohoe, llamó a la coordinación para incentivar la transición energética y destacó como punto positivo, la resiliencia del sector bancario: “Es una ventaja para nuestras economías, aunque no es inmune”.

Etiquetas