Actualidad

NEGOCIACIONES

Los sindicatos piden subir el SMI un 10 % y la Ceoe, el 4 %

Solo UGT y CC. OO. se reúnen con el Ministerio y la patronal remite un escrito

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz.
La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz.
E. PRESS

El Ministerio de Trabajo tomó nota ayer, sin poner aún una cifra concreta sobre la mesa, de las propuestas de sindicatos y patronal para subir el salario mínimo interprofesional (SMI) y que oscilan, en este caso, entre el 8,2 % y el 10 % que piden los primeros y el 4 % al que ha apuntado la Ceoe.

Tras la reunión mantenida en el Ministerio de Trabajo, y a la que solo acudieron UGT y CC. OO. mientras que Ceoe remitió su propuesta por escrito, las partes siguen sin tener una cifra concreta del Gobierno que este lunes recibió el informe de los expertos aconsejando un alza de entre el 4,6 % y el 8,2 %, lo que situaría el SMI en un máximo de 1.082 euros en 14 pagas frente a los 1.000 euros vigentes.

La Ceoe abogó en una nota, que recoge la posición acordada en la Junta Directiva, por una subida del 4 % en 2023, lo que lo situaría en 1.040 euros brutos al mes en 14 pagas, con dos condicionantes.

Por un lado, un régimen de deducciones aplicables al sector agrario y, por otro, un cambio en la ley que rige los contratos del sector público para poder repercutir el incremento del SMI. En declaraciones remitidas a los medios, la secretaria confederal de Acción Sindical de CC. OO., Mari Cruz Vicente, explicó que desde el Gobierno no se “ha hecho ninguna propuesta en concreto” y que el objetivo es seguir trabajando en aras del acuerdo. Desde el sindicato trasladaron que su petición pasa por un incremento salarial “en la banda máxima” entre los 1.082 y los 1.100 euros brutos para hacer frente a la fuerte pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores más vulnerables.

Una subida del 10 %

El vicesecretario general de Política Sindical de UGT, Fernando Luján, señaló que en la reunión defendieron una subida del 10 % hasta los 1.100 euros.

“Tiene comprometida en la Carta Social Europea que para que no haya trabajadores y trabajadoras pobres, se tiene que llegar al 60 % del salario medio en España, y nuestros estudios dicen que este salario medio neto está por encima de los 1.100 euros, por lo tanto, es una cifra muy estimable por nuestra parte”, explicó Luján.

Por otra parte, en declaraciones a los medios tras la reunión, la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, volvió a pedir al presidente de la Ceoe, Antonio Garamendi, que se sume a la mesa aunque valoró que haya remitido una propuesta. “Le pido al señor Garamendi que en los próximos días se sume a la mesa para dialogar”, subrayó Díaz, que incidió en que se trabaja “en la posibilidad de alcanzar un acuerdo”.

Diálogo roto

Los sindicatos afearon la ausencia de la Ceoe, que dio la semana pasada por roto el diálogo con Trabajo hasta que no se rectifique una enmienda pactada con Bildu sobre el control de las causas de los ERE por la Inspección. “Desconocemos el motivo por el cual no han acudido a un procedimiento de consulta recogido en el Estatuto de los Trabajadores (...) tenemos la obligación de venir a una reunión de estas características”, criticaron desde CC. OO.

“Hacemos una apelación a las patronales para que recuperen la cordura. Deberían estar en la mesa con los sindicatos y el Gobierno. Hay que negociar y llegar a acuerdos. Entre todos debemos contribuir a mejorar nuestro país”, señalaron desde UGT. La decisión de subir el SMI es prerrogativa del Gobierno, previa consulta con los agentes sociales pero sin requerir de un proceso de negociación en el diálogo social.

Los plazos ajustados que se manejan, a la espera de una nueva reunión la próxima semana donde el Gobierno lleve ya su propuesta concreta, pueden hacer que la aprobación de la subida se produzca en 2023, aunque siempre se aplicaría con efectos retroactivos.

Etiquetas