Aragón

ALTO ARAGÓN - TURISMO

Cerler y Llanos del Hospital, la excepción favorable esta temporada invernal

El valle de Benasque mantiene el cien por cien de ocupación estas Navidades

Cerler y Llanos del Hospital, la excepción favorable esta temporada invernal
Cerler y Llanos del Hospital, la excepción favorable esta temporada invernal

GRAUS.- El valle de Benasque está marcando la diferencia esta temporada invernal gracias a sus estaciones de esquí, Aramón Cerler y Llanos del Hospital, que permitirán mantener el cien por cien de ocupación de los establecimientos turísticos hasta mañana día 5 de enero.

Las excelentes condiciones de la estación de alpino de Cerler, con 47 kilómetros esquiables con espesores de nieve de entre 25 y 90 centímetros y repartidos en 40 pistas, han atraído a millares de visitantes estas vacaciones de Navidad.

Entre ellos, con mucho público familiar, hay habituales del complejo, pero también clientes de otros centros invernales que, dada la falta de precipitaciones en otras zonas, se acercan por primera vez a la estación ribagorzana.

El buen estado de la nieve, ya que los cañones se han vuelto a poner en marcha estas últimas noches, junto con la capacidad de transporte de los remontes, abiertos prácticamente en su totalidad, dieciséis en estos momentos, permiten disfrutar del deporte blanco en Cerler incluso con altas afluencias.

También en el complejo de nórdico de los Llanos del Hospital se mantiene la nieve con 8 kilómetros esquiables y espesores de entre 20 y 40 centímetros.

En este tercer turno de vacaciones navideñas, según detalló el presidente de la Asociación Turística y Empresarial Valle de Benasque (ATEVB), José María Ciria, se mantiene el "lleno total" de estos últimos quince días.

"Este último turno, el de la Semana de Reyes, empezó el día 2 con nuevas entradas y la gente se va el 5, un 40 %; el día 6, otro 40 %; y el 7, el veinte restante", detalló satisfecho con unas vacaciones navideñas inmejorables en el valle de Benasque.

En el valle de Tena y en el del Aragón están a punto de cerrar unas Navidades agridulces, con una ocupación turística por debajo de lo habitual en estas fechas debido a la falta de nieve en las estaciones de esquí de Panticosa y Candanchú, que permanecen cerradas.

No obstante, en los últimos días las temperaturas han bajado notablemente, un descenso que está siendo "muy bien acogido" en los centros invernales y que "ha puesto en marcha los sistemas de producción de nieve para mejorar la calidad de las pistas abiertas y para comenzar a trabajar en nuevas", señalan desde Aramón en un comunicado de prensa.

En el sector de Formigal, los amantes de la nieve disfrutaron ayer jueves de una jornada de esquí soleada, tónica que se repetirá también estos días, según marcan las previsiones meteorológicas.

Este viernes Formigal volverá a abrir sus instalaciones con 10 kilómetros esquiables, de los más de 170 de que dispone, con 9 remontes, 9 pistas y espesores de entre 20 y 50 centímetros de nieve dura.

Por su parte, en Astún ofrecen para los próximos días catorce kilómetros esquiables en 18 pistas con nieve dura y espesores que van de los 5 a los 20 centímetros conforme se sube de cota.

Desde la página web de la estación, advierten de que el manto de nieve en algunas pistas es de escaso espesor, por lo que piden moderar la velocidad y extremar las precauciones. Además, la pista de acceso a la base de la estación podría estar cortada, en cuyo caso el descenso hasta la misma únicamente podrá realizarse mediante el telesillas Pastores, indican.

En Candanchú continúan trabajando para abrir "cuanto antes". La bajada de temperaturas de los últimos días está permitiendo que los cañones de nieve se pongan en funcionamiento, pero "todavía no se dan las condiciones necesarias para abrir", confirman desde la estación. "Haremos todo lo posible para abrir este fin de semana, si no es al completo, parcialmente, pero dependemos de la meteorología", subrayan.

VISITA DE LOS REYES MAGOS

Los Reyes Magos de Oriente ultiman ya su viaje para recorrer las pistas de esquí altoaragonesas. Este sábado, día 5, sus Majestades visitarán los centros invernales de Cerler, Formigal-Panticosa y Astún, donde serán recibidos con frío y buena nieve.

Las primeras pistas que visitarán los Reyes serán las de Cerler, donde empezarán su recorrido a las 10:30 horas desde el Molino. El recorrido, que pasará por Cota 2000 y La Colladeta, acabará en el sector Ampriu, donde sus Majestades de Oriente visitarán a los niños y niñas del Jardín de Nieve.

Media hora más tarde comenzará la visita de los Reyes Magos a Formigal. Partiendo desde la zona de Portalet, irán esquiando hacia Anayet para visitar a los más pequeños del Jardín de Nieve a partir de las 12 horas.

Por la tarde, a partir de las 17:45 horas, regresarán a Formigal-Panticosa para repartir, en el edificio de Sextas, regalos a los niños y niñas que lo hayan solicitado previamente.

El domingo, 6 de enero, Melchor, Gaspar y Baltasar visitarán la estación de Astún. Los pequeños de la casa tendrán su cita con sus Majestades a las 13 horas en el Jardín de Nieve, donde recibirán algunos presentes.

Etiquetas