Aragón

ALTO ARAGÓN - TURISMO

La ocupación hotelera cayó un 4,3 % en la provincia de Huesca en 2018

Agosto fue el mes con más afluencia turística y diciembre, el de menos

La ocupación hotelera cayó un 4,3 % en la provincia de Huesca en 2018
La ocupación hotelera cayó un 4,3 % en la provincia de Huesca en 2018
D.A.

HUESCA.- La nieve, las montañas, el patrimonio histórico, los deportes de aventura o visitar algunos de los calificados como "pueblos más bonitos de España" son parte de los encantos y posibilidades que ofrece la provincia de Huesca a todos los visitantes que llegan cada año. Pese a esta amplia oferta, 2018 finalizó con un descenso en el número de turistas que visitaron la provincia. Los hosteleros señalan que el factor meteorológico influyó, ya que el mes de diciembre fue muy malo por la escasez de nieve en el Pirineo y la tardía llegada de las altas temperaturas en verano hizo que los visitantes retrasaran su llegada hasta agosto. Según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) y a pesar del tirón de la nieve, este mes junto a julio y marzo (cuando coincidió la Semana Santa) fueron los que recibieron un mayor número de visitas. En el punto opuesto, están abril, mayo, noviembre y diciembre.

La ocupación hotelera total en la provincia cerró 2018 con 860.807 viajeros, un 4,3 % menos que en 2017, cuando esta cifra se situó en 899.714 visitantes. Estos datos, sumados a la ocupación total de cámpines, apartamentos turísticos y turismo rural, suponen un total de 1.333.440 turistas que se alojaron en Huesca durante el pasado año.

Con respecto a las pernoctaciones, hubo un total de 2.020.833 en la provincia, con un descenso de 4,2 % en relación a 2017. La mayoría fueron en hoteles, seguidos de los cámpines, los apartamentos turísticos y los alojamientos de turismo rural.

Anabel Costas, presidenta de la sectorial del hospedaje dentro de la Asociación Provincial de Hostelería y Turismo, señala las diferentes propuestas que se están desarrollando para atraer al turismo. "Cada vez hay más turistas que vienen en meses como septiembre u octubre para evitar las aglomeraciones y disfrutar de la tranquilidad. Nuestro objetivo ahora es desestacionalizar el turismo; este año, por ejemplo, en el mes de diciembre se ha notado mucho la ausencia de nieve (han sido 7.890 visitantes menos solo en la ocupación hotelera según el INE). Por eso, estamos buscando otras propuestas como el slowdriving que atraigan a turistas en diferentes meses del año", explica.

CLIMATOLOGÍA POCO FAVORABLE

Otra de las opciones que ofrece nuestra provincia en relación al alojamiento, además de los hoteles, los cámpines y los apartamentos, son las casas de turismo rural. "Huesca es una zona con una oferta muy atractiva, pero en muchas otras comunidades también está creciendo", afirma Francisco Parra, presidente de la Asociación Turismo Verde, que agrupa a la mayoría de alojamientos de este tipo de la provincia, en torno a unos 4.000. Parra define 2018 como un "año irregular con un ligero balance positivo". Tal y como explica, durante el año pasado, ha habido propietarios a los que les ha ido de manera similar a otros años, sin embargo para otros ha sido una campaña muy mala. "Ha interferido mucho la climatología. Por ejemplo, durante la primavera, las constantes lluvias hicieron que la ocupación descendiera. La temporada estival sí fue buena", detalla.

A pesar de los datos negativos en la provincia, el presidente de la comarca del Sobrarbe, Enrique Pueyo, señala que en 2018 se produjo un aumento de visitantes en esa zona por la promoción del centenario del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. "En la comarca se ha notado para bien este evento y la repercusión que ha tenido a nivel nacional e internacional a pesar de que la promoción la comenzamos tarde en 2018", indica. Aunque los datos de la oficina de turismo de esta comarca señalan un descenso del 5 % en el número de visitantes en 2018, desde la misma apuntan que se trata de una "pequeña disminución con respecto al año pasado. A pesar de ello, es el tercer mejor registro desde que se abrió la oficina".

Pueyo, sin embargo, hace una valoración muy positiva de las cifras de turismo e indica que este aspecto sirve para que se tengan en cuenta otros sectores dentro del parque, así como las necesidades que tienen zonas como Torla, Broto o Escalona.

Otra de las comarcas oscenses a la que no le ha afectado el descenso generalizado del turismo ha sido La Jacetania, donde la cifra de visitantes se ha mantenido similar a la del año 2017, con un aumento del 0,1 % en la ocupación hotelera. María Brun, la técnico de turismo de la comarca, señala como positiva la campaña anterior. "Llevamos unos años con las cifras en alza. Ofrecemos muchas posibilidades a los turistas desde el esquí hasta nuestro patrimonio cultural y las diferentes propuestas de ocio hacen que tengamos un turismo muy consolidado". Entre las zonas con más atractivo y las que reciben más visitas, señala Canfranc, Villanúa o Jaca "por su proximidad a las pistas", y también Ansó y Hecho, "que cuentan con una riqueza rural, patrimonial y natural única". Por su parte, la comarca de la Hoya de Huesca presenta el dato más positivo en cuanto a turismo en la provincia, donde la ocupación hotelera aumentó un 4 %, según los datos del Informe de Coyuntura Turística elaborado por el Instituto Aragonés de Estadística.

REDES SOCIALES

Todas las oficinas y portales turísticos cuentan actualmente con presencia en internet y redes sociales. Un claro ejemplo de ello es la marca "Huesca la Magia", desde donde señalan que "las nuevas tecnologías han permitido hacer partícipes de los atractivos turísticos a todo tipo de agentes". Fernando Blasco, director gerente de la plataforma "TuHuesca", a través de la cual gestionan la marca, indica que su objetivo es facilitar la información turística de la provincia a través de recursos, rankings, fotografías o planes que ofrecen a todo aquel que visita su blog, sus páginas de Facebook o Instagram o se descarga su aplicación.

Todo ello ha generado una visibilidad para la provincia, ya que solo a través de estas redes, acumulan 21.200 seguidores en Instagram y 200.000 interacciones mensuales en Facebook con un impacto de 2 millones de visitas anuales. Además, uno de los objetivos de "Huesca la Magia" es la puesta en valor del turista. Todos tienen la posibilidad de contar su visión de la provincia mediante vídeos, fotos, textos o comentarios que se publican en las repectivas redes.

Por su parte, Aragón cerró 2018 con unos buenos datos en relación al turismo, tal y como señalan fuentes del Gobierno autonómico. 3.716.071 personas visitaron nuestra comunidad el año pasado, lo que supone un 1,22 % más que durante el ejercicio anterior. Con respecto a estos datos, el consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, señala que Aragón crece en un contexto general en el que se está comenzando a ver un descenso del turismo. Así mismo, señala la importancia de nuevas propuestas como el slowdriving para acercar a los turistas a más municipios y comarcas.

Etiquetas