Aragón

ALTO ARAGÓN - FORMACIÓN

El potente sector de maquinaria agrícola demanda un grado medio de FP

Se encuentra en negociaciones con el Gobierno de Aragón para solventar los escollos que la inversión precisa

El potente sector de maquinaria agrícola demanda un grado medio de FP
El potente sector de maquinaria agrícola demanda un grado medio de FP
D.A.

HUESCA.- El sector de la maquinaria agrícola en nuestra provincia, que aglutina más de cien empresas y es uno de los grandes motores económicos del Alto Aragón, demanda de la administración autonómica la implantación del Grado Medio de Electromecánica de Maquinaria en la ciudad de Huesca, como ya existe en Zaragoza y Teruel y teniendo en cuenta la potencia de esta actividad en nuestro territorio.

Esta semana, mantuvieron una reunión citados por la Asociación de Talleres de Reparación de Vehículos Automóviles (ATRVA) en la sede de Ceos-Cepyme Huesca para analizar el estado de las negociaciones con el Gobierno de Aragón, cuyas condiciones resultan difíciles de asumir por la organización patronal a pesar de que está dispuesta la organización a aportar conocimiento, tecnología y material.

La asociación, presidida por Ricardo Arrudi, aglutina en este asunto a las empresas que giran su actividad en torno a la maquinaria agrícola, más de un centenar como consecuencia del peso específico que en nuestra economía y, particularmente, en el sector tienen estas compañías, cuya gama va desde camiones a tractores, maquinaria automotriz (de recolección, carga, motocultores, motomáquinas,...), arrastrada o suspendida (preparación y trabajo del suelo, equipos de siembra, tratamientos, fertilizantes, recolección), remolques y distintas clasificaciones dependiendo de su utilidad: cereales, forrajeras, patatas, vendimiadoras, hortalizas, madera, plataformas....

El año pasado, se vendieron en España 41.208 máquinas, de ellas 21.951 arrastradas, 11.333 tractores y 5.955 remolques.

De hecho, este aspecto formativo implica desde los talleres de reparación (especializados o, como sucede en el ámbito rural, que atienden también a vehículos y maquinaria agrícola) hasta los fabricantes, pasando por los transportes.

A LA BÚSQUEDA DE SOLUCIÓN

Un cierto contrasentido, como apunta Ricardo Arrudi, es que una provincia con el peso en el conjunto del sector en Aragón y en España no tenga profesionales cualificados por las carencias de una oferta formativa adecuada. "Necesitamos que Huesca tenga el Grado Medio de Electromecánica de Maquinaria y, por nosotros, no va a quedar en la propuesta de soluciones efectivas".

Sin embargo, un obstáculo con el que se encuentran las empresas es la limitación de recursos de la administración. "Nos reclaman que aportemos una nave, un puente-grúa y herramientas que nosotros no podemos poner a disposición, porque para nosotros no es viable". La apuesta de ATRVA es "favorecer a ese centro toda la tecnología que tengamos al alcance, poner motores o cajas de cambio o circuitos hidráulicos u otros elementos para que los alumnos practiquen, entregar la información técnica de todas las marcas. Consideramos que un buen lugar es alguna nave del Inem en Huesca y, por supuesto que hagan una inversión porque se trata de un grado atractivo y que puede tener mucha demanda. Nosotros vamos a ayudar, pero no con una inversión inasumible. En estos momentos en que este sector está tan fuerte, nos jugamos nuestra competitividad en tener buenos profesionales".

Etiquetas