Aragón

ALTO ARAGÓN - LA NUEVA NORMALIDAD

La empresa cumplía las normas y activó otras adicionales

Se cree que el origen del brote puede estar en la desescalada del ocio

La empresa cumplía las normas y activó otras adicionales
La empresa cumplía las normas y activó otras adicionales
S.E.

HUESCA.- Con 260 trabajadores que viven en las tres comarcas que este lunes volvieron a fase 2 (Bajo Cinca, Cinca Medio y Litera), la empresa frutícola La Espesa de Zaidín es el foco que más preocupa en estos momentos a Salud Pública, aunque se sospecha que el origen pueda estar en Binéfar, concretamente en varios trabajadores de la empresa que residen en la capital literana.

La dirección de la empresa explicó este lunes que ha cumplido todas las directrices sanitarias -mascarilla, desinfección de zapatos o una solución alcohólica para las manos cada hora- y también ha implementado otras adicionales -limpiar las piezas de fruta en agua con una disolución de cloro o desinfectar con ozono las cámaras frigoríficas-, cuestión que confirmaron las organizaciones agrarias y UGT.

En los días previos, la empresa, según la dirección, impidió la entrada de varios trabajadores que dieron demasiada temperatura en el control de acceso, por lo que se cree que ese es el origen.

A la espera de conocer los resultados de las 174 PCR hechas el domingo, la empresa ya ha desinfectado las instalaciones y hará muestras de superficies "para confirmar que no queda nada".

Óscar Moret, de Uaga Bajo Cinca, afirmó que los datos disponibles hacen pensar que el origen se encuentra fuera de la empresa "con la desescalada en el ocio social". El brote ha generado "mucho nerviosismo" en Zaidín y los alrededeores, agregó.

José María Alcubierre, de Uaga Huesca, pidió no criminalizar al sector porque "los rebrotes pueden pasar en cualquier lugar del mundo", y destacó la seguridad adicional que implantó esta empresa.

Y Fernando Luna, de Asaja, situó la salud como la primera prioridad y recordó la propuesta del Ingreso Básico de Subsistencia para los costes fijos de las empresas que deban cerrar. Así, "ninguna tendrá que precipitarse en abrir sin tener todas las garantías sanitarias".

José de las Morenas (UGT) apuntó a que el origen se debe a la desescalada del ocio y desligó este caso del de Pini con trabajadores hacinados. Luis Clarimón (CCOO) pidió que el sector en general cumpla todas las normas y alertó de las complicaciones con los temporeros.

Etiquetas