Aragón

CONSUMO

En el confinamiento, las familias aragonesas apostaron por el comercio local

Una encuesta revela que la incertidumbre ha influido en los hábitos de compra

En el confinamiento, las familias aragonesas apostaron por el comercio local
En el confinamiento, las familias aragonesas apostaron por el comercio local
G.A.

HUESCA.- Los hábitos de consumo de los hogares aragoneses cambiaron durante el confinamiento de los primeros meses de la pandemia. Se ha dedicado más tiempo y esfuerzo a cocinar, se han preparado platos más saludables y se ha hecho una apuesta clara por el comercio de proximidad. Estos son los principales resultados que han arrojado un estudio internacional en el que ha participado la Dirección General de Protección de Consumidores y Usuarios del Gobierno de Aragón. Las encuestas se realizaron entre mayo y junio y se obtuvieron muestras de hogares de todo el territorio -un 15 % de ellas en Huesca, y tres cuartas partes en Zaragoza-.

En cifras concretas, el 60 % de las personas encuestadas aseguró haber apostado por comprar en tiendas de barrio, mientras que el 13 % dijo haber comprado más alimentos por Internet durante el periodo de confinamiento.

Asimismo, 36 de cada cien aragoneses confesaron haber comprado más comida los días de confinamiento, y casi la mitad de los encuestados afirmó almacenar más en sus despensas personales que de costumbre. Para los promotores de la encuesta, la razón detrás de estos resultados parece estar en el "miedo y la ansiedad ante una situación desconocida y que no se puede controlar".

Uno de los hábitos que nos han dejado los peores días de confinamiento y que, de acuerdo con el estudio, continúa hoy, ocho meses después, es el de planificar la compra por medio de una lista. Un cuarto de los hogares que informaron no haberlo hecho hasta este momento reconocen que lo siguen haciendo. No obstante, también casi la mitad de ellos (el 44 %) confesó acabar improvisando a la hora de llegar a la tienda.

Por otro lado, un hábito que el 71 % de encuestados explicó que ya hacía antes de la pandemia es el de consumir productos una vez pasada su fecha de consumo preferente.

Los aragoneses no desperdiciamos la comida. De acuerdo con la encuesta, tan solo el 23 % declaró tirar más la comida que antes. La explicación de este hecho, dicen, es que se han aprovechado las sobras y se prefiere usar lo que hay en casa a salir a comprar nuevos alimentos.

El director general de Protección de Consumidores y Usuarios, Pablo Martínez, declaró este domingo que "la encuesta revela datos que consideramos positivos" y concluyó que "sería bueno mantenerlos". La DGA recomienda consumir más producto aragonés, y para Navidad, "elaborar platos que puedan utilizarse más días".

Etiquetas