Aragón

INFRACCIÓN

Investigan a un conductor por superar en más de 80 kilómetros el límite establecido

La Guardia Civil había puesto un control de movilidad en Calamocha

Guardia Civil de Tráfico de Teruel.
Guardia Civil de Tráfico de Teruel.
Archivo

La Guardia Civil de Teruel interceptó a finales del mes de febrero a un conductor que circulaba a 130 kilómetros por hora, en una zona con límite en 40 y abrió una investigación como presunto autor de un delito contra la seguridad vial.

Los hechos ocurrieron en la autovía A23 km 186.500, término municipal de Calamocha. El conductor del turismo, circulaba a una velocidad de 130 kms/h dentro de un control de movilidad, cuando el límite estaba establecido en 40 kms/h.

En el punto donde fue interceptado, los agentes del Subsector de Tráfico de Teruel, habían establecido un dispositivo debidamente señalizado, para el control de la circulación con motivo de las actuales restricciones provinciales.

Por lo acontecido, el conductor fue investigado como presunto autor de un delito contra la seguridad vial. Las diligencias fueron remitidas al Juzgado de Instrucción de Calamocha.

Etiquetas