Aragón

INDENDIO 

El fuego del Moncayo, pendiente de viento para que no afecte a parque natural

La cola en Añón, donde parece que el viento será "fuerte" y es una zona "todavía crítica y la que más preocupa"

Las mal de mil personas evacuadas permanecen realojadas en polideportivos y otros espacios.
Las más de mil personas evacuadas permanecen realojadas en polideportivos y otros espacios.
EFE

El entorno de Añón de Moncayo, donde se ha reactivado esta tarde el incendio que se originó este sábado, es uno de los puntos en los que se va a focalizar el operativo de 250 personas que se quedan esta noche para combatir el fuego y que no se adentre en el Parque Natural de Moncayo, aunque dependerá del viento.

Tal y como se preveía, el viento que se ha levantado esta tarde ha reactivado varias de las zonas del incendio, que además de la cola en Añón, donde parece que el viento será "fuerte" y es una zona "todavía crítica y la que más preocupa", presenta dificultades en la parte de cabeza, en el entorno de la muela de Borja, aunque con "menos riesgo" porque la masa forestal que queda es menor, ha explicado el director general de Medio Natural y Gestión Forestal del Gobierno de Aragón, Diego Bayona.

Otro de los puntos que preocupan al operativo de extinción es el entorno de la población de Ambel y en todos ellos es importante la evolución de las próximas horas, sobre todo en la cabeza y la cola, donde tiene un comportamiento "más activo".

Durante el día entre 350 y 400 efectivos han trabajado para tratar de controlar el incendio, que sigue activo en todo el perímetro, que sí se ha logrado mantener, y por ello será importante el trabajo que se pueda realizar durante la noche con un relevo de 250 personas con 9 cuadrillas terrestres, 9 autobombas del Gobierno de Aragón, dos BRIF, dos secciones de la UME y los dispositivos de la Diputación de Huesca y Zaragoza y el Ayuntamiento de Zaragoza.

Aunque de momento no se prevén más desalojos, el viento ha cambiado a cierzo "con velocidades importantes" y no se puede garantizar que no se reactive de forma virulenta durante la noche, ha aseverado Bayona.

Tanto él como la directora general de Protección Civil, Carmen Sánchez, han pedido tras la reunión celebrada esta tarde para evaluar la situación "paciencia y prudencia" a las más de 1.300 personas evacuadas de 8 municipios, en los que no hay viviendas afectadas aunque sí alguna infraestructura y nave aledaña.

Se les pide que "no vuelvan a municipios porque se espera viento cambiante y podría reactivarse el incendio", ha incidido Sánchez, quien ha añadido que se ha trabajado con Endesa y Telefónica durante esta jornada para recuperar el suministro en las poblaciones en las que se ha perdido y también el agua de boca, paso previo y necesario para que puedan regresar a sus casas cuando se considere que es seguro.

Mientras continúan cortadas las carreteras N-122 desde el kilómetro 64 en Borja al 86 en Tarazona; la SO-382 desde el 9,5 en Vozmediano (Soria) al 26,6 en Tarazona y la Z-372; Z-373 y CV-003.

Etiquetas