Aragón

GOBIERNO DE ARAGÓN

El cuatripartito aprueba las cuentas de 2023 con el único rechazo de PP y Vox

El presupuesto de Aragón para 2023, el más alto de la historia de la Comunidad con 8.250 millones de euros

Debate de los Presupuestos en las Cortes de Aragón.
Debate de los Presupuestos en las Cortes de Aragón.
E. PRESS

El presupuesto de Aragón para 2023, el más alto de la historia de la Comunidad con 8.250 millones de euros, un 10,8 por ciento más que este ejercicio, ha superado este viernes su primer trámite en las Cortes de Aragón con el apoyo de los cuatro grupos que sostienen al Gobierno de Javier Lambán, PSOE, Podemos, CHA y PAR, la abstención de Ciudadanos e IU y el rechazo de PP y Vox.

Según ha afirmado en defensa de las cuentas el consejero de Hacienda, Carlos Pérez Anadón, estos presupuestos, de nuevo en aumento con 800 millones más, son "reales y prudentes", ofrecen "estabilidad, protección y progreso" y agrupan las prioridades de un Gobierno cuatripartito, abierto a mejoras de otros grupos "sin sectarismos", con el objetivo de ayudar a la recuperación económica y social y reforzar los servicios públicos.

Un debate de totalidad en el que han votado en contra PP y Vox porque las cuentas, para la popular Mamen Susín, siguen "sableando el bolsillo" de los aragoneses con una reforma fiscal de "maquillaje" y porque, para la portavoz de Hacienda de la formación de extrema derecha Vox, Marta Fernández, son el reflejo de la incapacidad del Gobierno de Aragón de abordar los problemas de los aragoneses y lo único que persiguen son "titulares huecos y pretenciosos" con un claro propósito electoralista.

Por contra, José Luis Saz, de Ciudadanos, ha justificado la abstención de su grupo en que el presupuesto, que recoge una cuantía buena para Aragón si se ejecuta, aunque, ha añadido, tiene recorrido de mejora, entre otros aspectos, en la reforma fiscal.

Mientras, Álvaro Sanz, de IU, ha augurado un trabajo "arduo" para pasar de la abstención al voto favorable, ya que a su juicio no sirven suficientemente para poner en el centro de las políticas a las personas ni para garantizar la viabilidad ecológica del modelo productivo, mientras que la reforma del IRPF no avanza en progresividad fiscal.

En su intervención, Pérez Anadón ha insistido en que será el cuarto presupuesto de cuatro aprobado en tiempo y forma de un cuatripartito que ha logrado tener superávit en 2020, según ha detallado, finalmente de 116 millones como le confirmó ayer mismo el Ministerio de Hacienda, y estabilidad presupuestaria el año pasado, y el objetivo es fortalecer más si cabe los servicios públicos con una previsión de ingresos prudente y una reforma fiscal "equilibrada" y "estructural", con vocación de permanencia, que beneficiará al 99 por ciento de los aragoneses.

Entre otras partidas, ha destacado el peso de Sanidad con un presupuesto récord de 2.549 millones, un 13,65 % más, seguido de Educación, con un 4,9 % más hasta 1.196 millones; Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, con 928,4 millones (7,63 % más) y Ciudadanía y Derechos Sociales, con 478 millones (un 7 % más).

Los que más aumentan son Industria, un 116,44 % hasta 233,58 millones, Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, un 32,43 % hasta 222,72 millones, y Economía, Planificación y Empleo, un 27,92 %, hasta 191,42 millones.

Sin embargo, Susín ha insistido en que son unas cuentas que reinciden en los mismos problemas, que contar con los presupuestos más altos no es sinónimo de éxito porque no se ejecutan, y tras ocho año de Gobierno, ha dicho, los aragoneses deberían "sacarlos a garrotazos" porque el deterioro de los servicios públicos a pasar de contar con 8.000 millones acumulados más, y dejar una deuda de más de 9.000 millones y un remanente negativo de tesorería de más de 1.000 millones.

Además, ha insistido en que este presupuesto sigue "sableando el bolsillo de los aragoneses", ya que se prevé ingresar 856 millones de euros más y plantean una reforma fiscal con la que los aragoneses con rentas medias y bajas seguirán siendo los españoles que más IRPF paguen en lugar de aplicar la propuesta fiscal del PP, para la que hay margen al tener un impacto de 140 millones.

Marta Fernández, de Vox, ha hecho hincapié en que el cuatripartito ha dedicado la legislatura a poner "parches" y no soluciones al ir siempre detrás de los acontecimientos, con gastos ineficientes, superfluos e ideológicos, y ha sido incapaz de ejecutar las inversiones, y ha puesto en cuestión la fiabilidad de unas cuentas basadas en un crecimiento económicos que "nadie cree".

"El apocalipsis no es climático, es económico", ha espetado al consejero, al tiempo que ha remarcado que un presupuestos que no se ejecuta es "propaganda" y que no es de extrañar que sea expansivo al ser 2023 año electoral, al tiempo que ha puesto en cuestión las cuantías que reciben patronales y sindicatos en "pago" de la paz social y ha sugerido, en relación con el gasto improductivo, la reestructuración de las empresas, fundaciones y consocios públicos, que suman un presupuestos de más de 2.900 millones, y la fusión de los departamentos de Industria y Economía y los de Educación y Ciencia.

Saz, por su parte, ha destacado que el presupuesto podría ser estructuralmente mejor si se hubieran activado los artículos del Estatuto de Autonomía relativos al acuerdo bilateral económico-financiero con el Estado y la comisión mixta con el Estado o la reforma de la financiación autonómica y el cálculo del cupo, y ha incidido en será productivo en la medida en que se ejecute, y hasta ahora está siendo "débil".

En todo caso, ha avanzado que su grupo será constructivo con sus enmiendas y que espera que el Gobierno tenga en cuenta sus propuestas en materia fiscal de deducciones en el IRPF, en concreto para la compra o alquiler de vivienda para los jóvenes, también en la modificación en el impuesto sobre transmisiones patrimoniales para la adquisición de vivienda para este colectivo.

Por IU, Álvaro Sanz ha subrayado que era el momento de tomar partido y de poner lo público al servicio de la igualdad para garantizar la dignidad de las personas frente al modelo de las derechas del "sálvese quien pueda", además de reflejar los aprendizajes que han dejado estos tres años "convulsos", y en su opinión, persisten en poner la "alfombra roja" a la colaboración público-privada y en la inyección de recursos al tejido productivo que "tiene ya casi todo".

Por lo tanto, ha dicho, no sirven suficientemente para garantizar la viabilidad ecológica del modelo productivo y afrontar el reto climático, para poner en el centro el bienestar de las personas y sus derechos ni para garantizar las rentas ante un contexto de incremento de desigualdades. Además, ha incidido en que no se puede "sacar pecho" de una pretendida rebaja fiscal con progresividad cuando beneficia al 99 % de los aragoneses.

En respuesta a los grupos, Pérez Anadón ha criticado, y mandado "a la papelera" las "mentiras" del PP sobre ingresos hinchados y presupuestos basados en previsiones macroeconómicas erróneas, deuda y déficit, y ha rechazado su propuesta fiscal "elitista", al plantear una reducción del IRPF para quienes perciben 200.000 euros tres veces mayor que para quienes cobran 20.000, además de temporal al centrarla en la deflactación.

Además, ha agradecido la abstención de Cs e IU de cara a negociar mejoras en las cuentas y el trabajo de los socios del cuatripartito y de los 35 diputados de las Cortes que han aprobado los sucesivos presupuestos y han hecho posible, entre una "somera" larga lista de logros que ha desgranado, que el modelo sanitario de Aragón no sea el de Madrid.

Por los grupos que sostienen al Gobierno, Óscar Galeano, del PSOE, ha ironizado con el concepto de buena gestión presupuestaria del PP y ha advertido a Vox que se olvida en sus citas del gasto improductivo de la vicepresidencia de Castilla y León, "de postín y sueldo", que ocupa su partido, y Marta de Santos, de Podemos, ha asegurado que un año más son las cuentas más altas, sociales, valientes y mejor diseñadas para un Aragón mejor a pesar de la incertidumbre mundial y ha defendido la reforma fiscal del cuatripartito frente a las que hace el PP, para sus "amigotes".

Carmen Martínez, de CHA, ha puesto en valor que este Gobierno, que ha sido capaz de dar estabilidad a Aragón a pesar de las sucesivas crisis, va a aprobar su cuarto prepuestos para que esté en vigor el 1 de enero, a diferencia del liderado por el popular Jorge Azcón en el ayuntamiento de Zaragoza, mientras que Jesús Guerrero, del PAR, ha destacado que los presupuestos son expansivos y responsables, piensan en todos los aragoneses y persiguen impulsar el desarrollo económico.

Etiquetas