Aragón

PARTIDOS POLÍTICOS

El PP rechaza los nuevos criterios de ayudas a los grupos de investigación

La portavoz de Ciencia en las Cortes, Pilar Gayán, asegura que “no priman la excelencia” y “no fomentan el talento”

Pilar Gayán
Pilar Gayán, portavoz de Ciencia y Universidad del PP en las Cortes de Aragón.
Pablo Segura

La portavoz de Ciencia y Universidad del PP en las Cortes de Aragón, Pilar Gayán, manifestó su rechazo a los nuevos criterios de concesión de ayudas a los grupos investigadores aragoneses para el periodo 2023-2025 publicados por la Consejería de Ciencia.

Gayán afeó que los nuevos criterios “no primen la excelencia ni la calidad de la investigación realizada, y reparten los pocos recursos públicos disponibles con una especie de "café para todos" que no contenta a los investigadores ni cumple con los objetivos de la ayuda de fomento de la excelencia y el talento”.

La diputada ‘popular’ explicó que dentro de las novedades de esta convocatoria, los investigadores se han encontrado con un importante y contradictorio cambio en los criterios de concesión de las ayudas, “ya que desaparecen la concurrencia competitiva, y la exigencia de obtener una nota mínima en la puntuación de la propuesta investigadora del grupo para dicho periodo”.

En la convocatoria anterior, la correspondiente al periodo 2020-2022, el procedimiento de concesión de la ayuda se basaba en la prelación de las solicitudes según unos criterios objetivos de valoración, como la calidad, novedad e interés de la actividad a desarrollar o el impacto científico técnico de las contribuciones realizadas, siendo necesario la obtención de 65 puntos sobre 100 para acceder a la ayuda, indicaron desde el grupo parlamentario del PP en las Cortes de Aragón.

Además, la cantidad recibida era proporcional al número de puntos obtenido, es decir, cuanto mayor calidad e impacto del grupo, mayor financiación se obtenía. Sin embargo, la nueva convocatoria de ayudas ha traído sorpresas no esperadas a los investigadores, ya que en la nueva orden desaparecen la prelación, los criterios de puntuación objetivos y la necesidad de una puntuación mínima.

“El único criterio para cuantificar el importe de la subvención, según aparece en la orden, es el número de investigadores doctores que pertenezcan al grupo. Esta forma de repartir los recursos públicos en la investigación no es común, ya que debido a que siempre son escasos, en las convocatorias de financiación del ministerio o europeas, siempre se exigen unos mínimos de calidad”, detalló la portavoz popular.

Meritocracia mal vista

Sin embargo, en el Departamento de Ciencia, Universidad y Sociedad del Conocimiento de la DGA, cuya gestión corresponde a Podemos, “parece ser que la meritocracia está mal vista y que la financiación simplemente se va a repartir de forma cuantitativa”, opinó Gayán.

Si esto no era suficiente, “el colmo del malestar lo ha generado la introducción de un polémico criterio aprobado en esta orden y es el que afecta a los grupos de investigación que estén liderados por mujeres”, en este caso, recibirán un 10 por ciento más de ayuda que otro grupo, que aunque similar en tamaño, esté liderado por un investigador masculino, “solo se requiere de una mujer al frente del grupo para recibir mayor financiación, sin valoración de sus méritos ni de los del resto del grupo”, criticó. Por último, Gayán lamentó la falta de conocimiento de la realidad por parte del Departamento que, en este caso, va a perjudicar a los grupos de investigación. 

Etiquetas