Comarcas

PLAN REMONTA

"Económicamente es importante, pero el Pirineo necesita ayudas directas"

La medida supone una oportunidad laboral para las personas sin trabajo por la covid-19

Contratados del Plan Remonta firma en Benasque
Contratados del Plan Remonta firma en Benasque
E.F.

El Plan Remonta, en marcha ya desde hace un par de semanas en localidades como Castejón de Sos o Benabarre, arranca el primero de marzo en prácticamente todas las poblaciones de la Ribagorza, con Benasque como núcleo con mayor número de contrataciones, 30 de momento, y con previsión de alcanzar las 40 a lo largo de este mes de marzo.

El Ayuntamiento benasqués ha formalizado contratos ya con un total de 30 personas que empiezan a trabajar la próxima semana. De esa treintena de personas, la mayoría, un total de 25, se emplearán en servicios múltiples, mientras que 5 realizarán labores administrativas.

De las 147 solicitudes recibidas en Benasque, se han seleccionado otros 10 más, que se enviaron el pasado viernes al Inaem para que verifique que cumplen los criterios antes de su contratación y posterior incorporación, también este mes de marzo. El Consistorio benasqués contratará pues a un total de 40 personas que empleará hasta el 30 de junio.

En Castejón de Sos, dos de los cinco puestos ofertados, uno de media jornada de auxiliar de biblioteca y otro de limpiador a jornada completa de 3 meses, ya fueron contratados a mediados de este mes de febrero. Tanto en estos dos puestos como en los 3 restantes -tres a jornada completa de limpiador, operario de servicios y mantenimiento- que han sido contratados para que empiecen a trabajar el 1 de marzo, se ha realizado una oferta pública a través del Inaem.

En Graus, se contratan 3 personas a jornada completa para trabajos de peón o brigada, dos entran el lunes y el otro, algo más tarde. En los próximos días, se hará una nueva preselección para estudiar si se puede contratar a alguien más que cumpla los requisitos.

En Benabarre, se contrata en virtud a este Plan Remonta a 3 personas para 4 meses a jornada completa y todas ellas en labores de peón multiservicio del Ayuntamiento. Dos de ellas ya comenzaron a trabajar el pasado lunes día 22 de febrero.

En el caso de la Jacetania, el Plan Remonta supondrá una oportunidad laboral para unas 160 personas que se han visto afectadas por el impacto de la pandemia sobre la temporada de invierno. Un centenar de ellas trabajará en Jaca, mientras que el resto se repartirá por el valle del Aragón, especialmente en los municipios de Canfranc y Villanúa.

Jaca recibió 210 solicitudes en su censo inicial, aunque solo 146 personas cumplieron los requisitos y entre ellas se realizó la selección de las 100 personas que trabajarán en el Ayuntamiento unos 4 meses, haciendo jornada completa. Su elección corrió a cargo de un comité compuesto por 5 trabajadores fijos que tuvieron en cuenta el empadronamiento, las cargas familiares, los ingresos, el tiempo de paro, la experiencia y los estudios como criterios esenciales. Entre finales de semana y el próximo lunes, está previsto enviar los contratos al Inaem con la idea de que “los primeros trabajadores se incorporen entre los días 4 y 5 de marzo y el resto, paulatinamente”, según avanzó la concejala de Hacienda, Olvido Moratinos, que explicó que “si alguna de estas personas se reincorpora a su puesto ordinario, su baja se cubriría con una persona de la lista de espera”. Así mismo, Canfranc va a incorporar a 34 personas, de las que “17 ya han empezado, 9 lo harán el próximo lunes y 8 el día 15 de marzo”, según detalló el alcalde de Canfranc, Fernando Sánchez, que cree que el plan “se notará” en las cifras de empleo y ayudará a sobrellevar la peculiar campaña invernal.

En este municipio, los nuevos empleados trabajarán 3 meses, durante 5 horas al día. En Villanúa, comenzó la incorporación de las 26 personas que van a trabajar entre 3 y 4 meses, a razón de 30 horas semanales.

Para el alcalde, Luis Terrén, “el plan económicamente es una ayuda importante, porque algunas personas llevan muchos meses sin ingresos y psicológicamente la gente necesita hacer algo”. No obstante, reivindica que “el Pirineo sigue necesitando ayudas directas y más con la no apertura de Aramón”.

Ayuntamientos de la Comarca del Alto Gallego también han comenzado esta semana a poner en marcha el Plan Remonta.

El Consistorio de Sabiñánigo ha contratado a 41 personas que empezaban a trabajar este lunes en los puestos que había determinado el Ayuntamiento. Víctor, uno de los contratados, valora positivamente esta iniciativa, “Es mejor esto que estar en casa, y es una experiencia”, expresa. Víctor está en la brigada de obras, habitualmente trabaja en restauración.

La alcaldesa Berta Fernández incidió en que son conscientes que ésta no es la solución definitiva, “pero creemos que es una herramienta que han puesto en nuestras manos y nuestra obligación es usarla”.

El Ayuntamiento de Yésero ha hecho dos contratos para limpieza y mantenimiento, de cuatro horas cada uno. Estas personas también empezaban a trabajar el pasado lunes.

El Ayuntamiento de Biescas va a contratar a 35 personas desde el 5 de marzo hasta el 5 de junio, y cada uno por una jornada de 5 horas diarias, en varios trabajos. “Hemos hecho una repartición de horas y así contratamos a todos los que se han inscrito y cumplen con los requisitos”, explicó la alcaldesa Nuria Pargada.

El de Panticosa comenzará este lunes la contratación de 60 personas que se han apuntado. Los contratos serán de dos tercios de la jornada que suponen 230.000 euros entre sueldos y material.

El Ayuntamiento de Hoz de Jaca contrata a tres personas para trabajos múltiples durante cinco horas cada una. “Una empieza a trabajar este lunes, otro el día 8 y el tercero en las próximas semanas”, indicó la alcaldesa Esperanza López. Y el de Sallent, al cual se han apuntado 73 personas, de momento no va a realizar contrataciones hasta que se resuelvan las alegaciones que han presentado a la Diputación Provincial “en cuanto a la forma del reparto que hace esta institución, porque si tenemos la liquidación del año 2020, que nos apliquen los ahorros reales de este ejercicio, y si algún ayuntamiento no tiene la del 2020, que le apliquen la última que tenga, pero no a todos la del 2019”, solicitan.

Mientras, en Aínsa, en la comarca de Sobrarbe, hubo un total de 26 candidatos para este Plan Remonta, y según informó su alcalde, Enrique Pueyo, está previsto que se contrate al 100 % de los candidatos.

Para ello, se decidió hacer dos tandas, una primera en la que se han contratado a doce de ellos, los cuales tienen un contrato de media jornada -salvo uno de ellos- y de una duración de tres meses. Al resto de los demandantes se les contratará en una segunda tanda y estarán contratados con las mismas condiciones.

Pueyo expresó que esta contratación escalonada se debe a que “viene mejor de cara al trabajo a realizar por el Ayuntamiento, y también porque se pierde la subvención si alguno de los trabajadores deja su contrato antes del periodo establecido”, por lo que de esta manera, el Consistorio puede contratar a otra persona para realizar esas tareas, que actualmente se centran en el mantenimiento de parques y jardines, edificios públicos, y limpieza de senderos y de caminos, entre otros trabajos.

Sin embargo, en Bielsa, no se ha realizado ningún contrato para el Plan Remonta, ya que según indica su alcalde, Miguel Ángel Noguero, “tras un sondeo entre los vecinos, no había personas interesadas”.

Etiquetas