Comarcas

ALTO ARAGÓN / PATRIMONIO

El crismón de Barbastro y la mitra de San Ramón, de vuelta tras la muestra Lux

Unas 200.000 personas pasaron por la exposición de la XXV edición de Las Edades del Hombre, en Castilla y León

Crismón de la Catedral de Barbastro expuesto, de nuevo, en el Museo Diocesano.
Crismón de la Catedral de Barbastro expuesto, de nuevo, en el Museo Diocesano.
Á.H.

El crismón de la catedral de Barbastro (siglo XIII) y la mitra de San Ramón (siglo XII), procedente de Roda de Isábena, han estado entre las 120 obras expuestas en una muestra en la Catedral de Burgos, Carrión de los Condes y Sahagún por la que han pasado 200.000 personas desde el 29 de junio hasta finales de diciembre de 2021 cuando se clausuró la exposición Lux con motivo de la XXV edición de Las Edades del Hombre.

Se enmarca entre las actividades del Año Santo Jacobeo y para celebrar el octavo centenario de la catedral. Los organizadores de la muestra “Fe y arte en la época de las catedrales (1050-1550” la han calificado como “una de las más bellas y fantásticas ediciones”. Las dos obras se han devuelto al Museo de Barbastro-Monzón donde se exponen, aunque la mitra de San Ramón se repondrá en la Catedral de Roda de Isábena en cuanto se abra de nuevo tras las obras de conservación del coro que se iniciaron el 23 de octubre por iniciativa de la Dirección General de Patrimonio del Gobierno de Aragón, que invierte 48.000 euros.

Ángel Noguero, director del Museo Diocesano y delegado de Patrimonio, ha valorado la cesión del crismón y de la mitra en términos de “muy interesante porque las han visto 200.000 personas, que es cifra muy alta en una catedral de la categoría de Burgos. Nos pidieron la colaboración y los resultados han sido muy buenos porque la referencia del Museo Diocesano de Barbastro-Monzón ha estado presente”.

Al mismo tiempo, cuenta que “unos barbastrenses se emocionaron mucho cuando las vieron en su visita a la catedral porque no lo sabían. Por lo que me contó les hizo mucha ilusión”. El Obispado ha contribuido al proyecto más importante de Castilla y León y entre los más atractivos del país con la aportación de dos piezas de arte sacro para esta muestra.

“Se trata de dos piezas excepcionales”, según explica Noguero. “La mitra de San Ramón es de uno de los mejores ejemplos medievales conservados en España. Se conserva en una vitrina a los pies de la nave del Evangelio en la Catedral de Roda de Isábena y conforma, junto al resto de objetos el denominado ajuar de San Ramón, uno de los primeros y más interesantes conjuntos textiles funerarios que se conservan en España”.

Esta pieza se mostró en la Exposición Internacional de Barcelona (1929), en la Exposición de orfebrería y ropas de culto. Arte español de los siglos XV al XIX (Madrid, 1941) y El Arte Románico (Santiago de Compostela, 1961). En el año 1944 se exponía en el museo habilitado en una de las dependencias anexas a la Catedral de Roda hasta que la robó Erik el Belga en 1979 y la desmontaron. Cuatro años más tarde se recuperaron fragmentos de decoración pero no los cuatro fondos, en paradero desconocido.

En cuanto al crismón de la Catedral de Barbastro, se considera “un magnífico ejemplo de altorrelieve tardomedieval realizado en piedra policromada. De excepcional calidad en cuanto a la talla, está realizada con gran delicadeza y preciosismo. La factura apunta a una cronología próxima al siglo XIII con la que se corresponde la policromía que recibió un repinte parcial en el siglo XIV o XV”. Es la primera vez que ha salido fuera de la Diócesis. De forma rectangular, está orlado por 27 margaritas de 8 pétalos alternas con florecitas de 4 pétalos dispuestas en vertical. Representa el anagrama de Cristo.

Etiquetas