Comarcas

DÍA DE ARAGÓN

El Alto Gállego fue la primera comarca en crearse en la provincia y la tercera de Aragón

El Consejo Comarcal del Alto Gállego, formado por ocho municipios con Sabiñánigo como capital, se creó el 21 de octubre de 2001

El río Gállego vertebra la comarca de norte a sur.
El río Gállego vertebra la comarca de norte a sur.
S.E.

Sin el Estatuto de Autonomía de Aragón las comarcas no existirían, éstas se fundamentan y articulan en esta norma. La Comarca del Alto Gállego fue la primera que se creó en la provincia de Huesca, y la tercera de Aragón. Fue creada por la Ley 13/2001 de 2 de julio, publicada en el Boletín Oficial de Aragón el 20 de julio de 2001. Su Consejo Comarcal se constituyó en Sabiñánigo el 21 de octubre de ese año. Está integrada por los municipios de Biescas, Caldearenas, Hoz de Jaca, Panticosa, Sabiñánigo, Sallent de Gállego, Yebra de Basa y Yésero. Y tiene su capitalidad en Sabiñánigo, donde está la sede oficial de sus órganos de gobierno.

“Ya constituida, recibimos el paquete de competencias que se mantienen actualmente como juventud, turismo, servicios sociales, deportes, protección civil, recogida de residuos… Hay que incidir en su importancia y evolución, siempre con el objetivo de prestar servicio a los ayuntamientos y vecinos”, explica la presidenta de esta Comarca, Lourdes Arruebo.

De estas competencias destaca la recogida de residuos “que se mejoró con la creación de la Agrupación número 1 de Huesca, de la que somos socios fundadores del Consorcio. A partir de ahí, se pasó de una recogida no selectiva a la recogida de todas las fracciones de manera separada y al tratamiento de esos residuos con la construcción de una planta en Huesca, la central de transferencia o los puntos limpios”.

Los Servicios Sociales tienen mención especial. “En los últimos años han crecido con la Ley de Dependencia que ha supuesto el incremento de la asignación económica que nos llega y los servicios que se prestan. En este apartado destacar el desarrollo del transporte social que aquí desde su inicio tiene mucha importancia”.

También hay otros servicios que se prestan sin tener competencias, “y trabajamos a través de convenios, por ejemplo, en educación de adultos, y en transporte escolar que estamos en 27 rutas”.

Lourdes Arruebo no quiere pasar por alto la vialidad invernal, “que en nuestra comarca supone un avance, o las brigadas de apoyo a los ayuntamientos gracias a los convenios con el Inaem, o lo que es crear la comarca cardiosaludable con más de 30 desfibriladores repartidos por el territorio”.

La presidenta comarcal dice que, gracias a los convenios, “trabajamos en otros proyectos para el desarrollo rural, de la mano de la Cámara de Comercio o Adecuara, una línea de trabajo que estamos reforzando en los últimos años”.

Las comarcas son imprescindibles para acercar a vecinos y ayuntamientos estos y otros servicios, ya que de otra manera sería más costoso. “Nuestra Comarca venía de una antigua Mancomunidad y ya teníamos ese hábito de mancomunar servicios, es la primera que se creó en Huesca. La delimitación de la Mancomunidad fue la misma para la Comarca, vertebrada por el río Gállego”. 

Etiquetas