Comarcas

VIVIENDA

Aragón habilitará oficinas para favorecer la rehabilitación y la eficiencia energética en 4.635 viviendas

El BOA publica este jueves tres programas de subvenciones, dotados con 17,46 millones, en materia de rehabilitación y eficiencia energética 

Firma del convenio este lunes.
Firma del convenio este lunes.
E. PRESS

El Departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda ha firmado este lunes un convenio de colaboración con el Colegio Oficial de Arquitectos de Aragón y con el Consejo de Colegios de Arquitectos Técnicos y Aparejadores de Aragón, con el objetivo de crear oficinas que actúen como "ventanillas únicas" para el asesoramiento a la ciudadanía sobre el acceso a las ayudas en materia de rehabilitación y eficiencia energética, que se espera alcance a 4.635 viviendas.

El objetivo global es llegar a rehabilitar 4.635 viviendas gracias a tres nuevas líneas de ayudas y al Programa de ayudas a las actuaciones de rehabilitación a nivel de barrio, que contarán con una dotación total de 33,4 millones de euros procedentes de fondos europeos de recuperación.

Las oficinas funcionarán como centros de asesoramiento para la preparación y control de la documentación, la presentación de solicitudes y el control del cumplimiento de los requisitos. A esta iniciativa se van a destinar 1.280.000 euros, de los cuales 800.000 se corresponden con subvenciones europeas, mientras que la cuantía restante se trata de fondos propios del Ejecutivo autonómico. El abono se realizará en cuatro pagos entre los años 2022 y 2023.

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, ha apuntado durante la presentación de este proyecto que estas oficinas actuarán como "una ventanilla única" para colaborar con el Gobierno de Aragón en dar información, en la gestión y en el acompañamiento a los interesados en "el proceso integral de rehabilitación" de sus viviendas o edificios.

"Tenemos una oportunidad única de apostar por la rehabilitación", ha afirmado el consejero agregando que esta iniciativa va a servir para mejorar la calidad de vida de la ciudadanía, de los cascos urbanos, y del "obsoleto" parque de vivienda actual, además de para recuperar viviendas.

Se van a habilitar oficinas abiertas al público en las tres capitales de provincia. Además, se van a facilitar espacios para la atención a la ciudadanía, con cita previa, en las oficinas delegadas del Ejecutivo aragonés en Alcañiz, Barbastro, Calamocha, Calatayud, Ejea de los Caballero, Fraga, Jaca y Tarazona.

En el resto de municipios se atenderá a través de solicitud previa en el los despachos de los técnicos o en dependencias municipales. Y también se podrán concertar visitas a los edificios o viviendas a rehabilitar en cualquier punto de la comunidad aragonesa.

Las funciones de estas oficinas pasan por dar información y difusión de los distintos programas destinados a la rehabilitación de viviendas y a la implantación de proyectos de eficiencia energética, dar formación a los colegiados y gestores de rehabilitación acerca de los requisitos específicos que deben de cumplir, crear herramientas electrónicas y digitales relacionadas con estas materias y resolver las dudas y consultas de los interesados.

El tesorero del Colegio Oficial de Arquitectos de Aragón, Carlos Turégano, ha manifestado que "en nuestro AND se encuentra el servicio a la sociedad", y este convenio "es una apuesta muy fuerte por la rehabilitación" y "es una magnífica oportunidad de brindar un servicio gratuito".

Por su parte, el presidente del Colegio Oficial de Aparejadores, Arquitectos Técnicos e Ingenieros de Edificación de Huesca, José Miguel Sanz, ha subrayado que este convenio "va a marcar a un cambio de época" porque el concepto de rehabilitación ha cambiando con el tiempo, y actualmente priman las "formas de ahorro".

José Luis Soro ha anunciado también este lunes la puesta en marcha de tres líneas de ayudas, financiadas con fondos europeos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, en materia de rehabilitación y eficiencia energética. Estas subvenciones, se abonarán con cargo al Presupuesto de la Comunidad Autónoma de Aragón para el ejercicio 2022 y contará con importe máximo de 17.464.470 euros.

En este sentido, el consejero ha remarcado que estas subvenciones facilitan "la necesaria transición ecológica", y que además de mejorar la calidad de vida de los beneficiarios, van a contribuir también a generar empleo y a dinamizar el territorio.

Las primeras ayudas, dotadas con 8.800.000 euros, están dirigidas a actuaciones de rehabilitación a nivel de edificio para espacios residenciales y viviendas unifamiliares en los que se obtenga una reducción de al menos un 30 por ciento del consumo de energía primaria no renovable. Además de una reducción de la demanda energética anual global de calefacción y refrigeración de al menos un 35 por ciento.

La cuantía máxima de la subvención variará entre el 40 y el 80 por ciento y con unos límites por vivienda que podrán oscilare entre los 6.300 y los 18.8000 euros. Su plazo de ejecución no podrá exceder de los 26 meses, contando desde la fecha de concesión de la ayuda, aunque de manera excepcional el plazo se podrá ampliar hasta los 28 si se trata de actuaciones que afecten a 40 viviendas o más.

Si se identifican situaciones de vulnerabilidad económica de alguno de los propietarios del edificio a rehabilitar, se pueden conceder en estos casos particulares "ayudas adicionales hasta el 100 por cien del coste de la actuación", ha apostillado Soro.

Los interesados pueden pedir estas ayudas desde el 13 de septiembre de 2022 y hasta el 1 de septiembre de 2023.

La segunda convocatoria de ayudas cuenta con una cuantía de 7.305.000 euros y está enfocada a las actuaciones de mejora de la eficiencia energética en viviendas que consigan una reducción de al menos un 7 por ciento a nivel de calefacción y refrigeración o una disminución de un 30 por ciento en el consumo de energía primaria.

El importe de subvención será del 40 por ciento del coste de la actuación y con un límite de 3.000 euros. El plazo para ejecutar las obras que se acojan a estas ayudas no podrá exceder de los doce meses. Su plazo de solicitud es desde el 25 de julio de 2022 y hasta el 1 de septiembre de 2023.

La tercera línea de subvenciones estará provista de 1.359.470 euros y está dirigida a la ayuda de la elaboración del libro del edificio existente para la rehabilitación y la redacción de proyectos de rehabilitación.

En este caso, la cuantía será en el primer caso de 700 euros en viviendas unifamiliares y en plurifamiliares de hasta 20 viviendas y de 1.100 en aquellos que superen este número de viviendas con una cuantía máxima de 3.500 euros.

Y para proyectos de rehabilitación será de 4.000 euros en el primer caso y en los que superen la veintena de viviendas de 12.000 por edificio sin superar los 30.000 euros.

El plazo para la redacción de proyectos o libros del edificio será de tres meses, y se podrán solicitar estas ayudas desde el 25 de julio de 2022 hasta el 1 de septiembre de 2023.

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda ha subrayado que los requisitos de estas tres convocatorias de ayudas son "muy exigentes" y, por ello, las personas que tengan interés en solicitarlas, necesitan "acompañamiento y asesoramiento especializado" y "contar con profesionales que les den seguridad" y les "aclaren todas las dudas" que les vayan surgiendo durante el proceso.

Las ayudas, según ha puesto de relieve, José Luis Soro, se van a conceder "por riguroso orden de presentación de la solicitud", una vez evaluada la documentación requerida. 

Etiquetas