Comarcas

JUSTICIA

Monzón, Barbastro y Boltaña tendrán que compartir magistrado

Se establece en los fines de semana y los festivos para los asuntos de guardia

El Juzgado de Barbastro acuerda mantener su jurisdicción en el procedimiento de los bienes de las parroquias aragonesas
El Juzgado de Barbastro, imagen de archivo.
Á.H.

El BOE ha publicado este miércoles el Acuerdo de 3 de noviembre de 2022, de la Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial, por el que se modifica el régimen de prestación del servicio de guardia en los partidos judiciales de Monzón, Barbastro y Boltaña, al amparo de lo previsto en el artículo 48.2 y 3 del Reglamento 1/2005, de 15 de septiembre, de los aspectos accesorios de las actuaciones judiciales.

Esta decisión implica que a partir de ahora, los fines de semana y festivos, los partidos judiciales de Barbastro, Monzón y Boltaña tendrán únicamente un magistrado y un Letrado de la Administración de Justicia para atender los asuntos de guardia de las tres sedes judiciales que abarcan tres partidos judiciales con una población de más de 117 mil habitantes y diez mil kilómetros cuadrados.

“En lugar de poner más medios en las zonas rurales, obligan a las personas a desplazarse a kilómetros de su sede judicial o al magistrado a rotar por los municipios”, ha asegurado Jorge Piedrafita delegado del sindicato de abogados Venia, incidiendo en que todavía no han dejado claro estos últimos términos.

Según el delegado, esta reforma implicará “más demoras en la atención, esperas en el juzgado y una peor atención porque un juez tendrá que hacer el trabajo de tres”. Hasta ahora, tanto Barbastro como Monzón y Boltaña contaban con su propio magistrado.

Prueba de seis meses

El Acuerdo establece que la duración será por un periodo de seis meses, tras el que se evaluará el resultado de su funcionamiento y se valorará su continuidad o no, estableciéndose distintas pautas de trabajo y fijación del sistema de rotación según el calendario y los supuestos que puedan producirse.

Desde el sindicato señalan que si bien debe evaluarse el desarrollo de la medida cuando se ponga en funcionamiento, a priori implica una reducción de los medios judiciales en la atención a la ciudadanía y una importante sobrecarga de trabajo en las intervenciones de guardia, en la que los letrados de oficio pueden tener que realizar mayores desplazamientos y tener que esperar mayores demoras en los previsibles retrasos que se producirán al tener que atender un magistrado lo que correspondería a tres.

Piedrafita señala que el CGPJ y el Ministerio debería ir en la dirección de aumentar los medios judiciales y no disminuirlos, especialmente en las zonas rurales que tienen mayores distancias entre si, con el temor de que el esfuerzo en aplicar esta medida y dar un servicio digno recaiga nuevamente sobre los letrados del turno de oficio, que en el caso concreto de estos tres partidos son los que guardias más prolongadas realizan y menor remuneración reciben de la administración.

Desde el Sindicato se estará vigilante en la aplicación de la medida, para evitar la merma de condiciones y prestaciones a la ciudadanía y letrados que tienen los mismos derechos que los de otros partidos judiciales.

Etiquetas