Comarcas

contaminación

Piden zonas de bajas emisiones sin afecciones a vecinos

Osca XXI solicita al Ayuntamiento de Huesca que estudie "a conciencia" la puesta en marcha de la medida

El Coso, los Porches y la plaza Navarra será una de las áreas integradas en la zona de bajas emisiones.
El Coso, los Porches y la plaza Navarra será una de las áreas integradas en la zona de bajas emisiones.
Pablo Segura

La Federación de Asociaciones de Barrios de Huesca, Osca XXI, ha solicitado al Ayuntamiento de la ciudad que la adaptación de zonas de bajas emisiones no ocasione perjuicios a los vecinos, ya que la capital altoaragonesa estrenará en 2023 esta normativa.

El representante de Osca XXI, Javier Moreno, ha enfatizado en que es importante cómo se implanta esta medida, ya que este asunto será “fundamental” para evitar que se generen problemas en la movilidad para los oscenses.

Moreno ha pedido al Consistorio de la capital altoaragonesa que “estudie a conciencia” la puesta en marcha de las zonas de bajas emisiones, “siempre pensando en positivo, porque vemos que la zona de bajas emisiones se pretende hacer muy amplia en la ciudad y va a complicar el tráfico”.

“La zona de bajas emisiones es bienvenida, pero hay que saber algunas cuestiones como por ejemplo si va a ser de pago o qué vehículos quedarán restringidos”, ha apostillado el representante de Osca XXI al respecto.

Por otra parte, Moreno ha afirmado que la mejora de la movilidad es una de las reivindicaciones de la Federación de Barrios, que afronta el año 2023 con “ilusión y esperanza por mejorar aspectos de la ciudad”, pero también con “preocupación” al ver que muchos problemas de Huesca y sus habitantes no se están solucionando pese a contar con el apoyo de fondos europeos, como es el caso de la vivienda.

Más población en Casco Viejo y Perpetuo Socorro

En este sentido, Moreno se ha referido al incremento de población, según datos aportados por el padrón municipal, en los barrios del Casco Viejo y el Perpetuo Socorro, debido a que estas zonas cuentan con viviendas con precios más asequibles que otros.

Ante esta realidad, las administraciones deben tomar medidas para garantizar el acceso a la vivienda de una manera más equitativa; puesto que “la desigualdad se está acrecentando y esto tiene que ver con la vivienda”.

Agregó el representante de la Federación de Barrios que otro de los retos de la ciudad es la creación de empleo y el impulso a determinados gremios

Etiquetas