Alto Gállego

ALTO GÁLLEGO - PANDEMIA DEL CORONAVIRUS

Veintidós vecinos de Biescas, ingresados en el San Jorge

Tres de los pelaires se encuentran en cuidados intensivos del hospital oscense

Veintidós vecinos de Biescas, ingresados en el San Jorge
Veintidós vecinos de Biescas, ingresados en el San Jorge
M.P.

SABIÑÁNIGO/GRAUS.- Veintidós vecinos de Biescas que dieron positivo de covid-19 se encuentran ingresados en el Hospital San Jorge de Huesca. De estos, tres siguen en la UCI. En cuanto a la residencia de personas mayores de esta localidad, esta semana cuatro usuarios han sido trasladados a la residencia de Yéqueda para casos leves.

La alcaldesa, Nuria Pargada, explica que este viernes se realizaron pruebas a 6 residentes y a 4 trabajadoras del centro pelaire, además de a otros 5 vecinos de la localidad. Los resultados se conocerán este fin de semana. "Y el Centro de Salud ha dado de alta a 22 vecinos que se encontraban con síntomas, en cuarenta, en sus domicilios", agregó.

Y en Sabiñánigo, según el Centro de Salud, hay 10 positivos, de estos, 4 son usuarios de la residencia Alto Gállego. De estos, 3 se trasladaron el jueves al centro de Yéqueda y el viernes se ingresó aquí a la cuarta. Los 6 positivos restantes corresponden a otros vecinos de Sabiñánigo. El viernes se realizaron pruebas a varios usuarios de la residencia Alto Gállego.

La alcaldesa, Berta Fernández, indicó que el Consistorio ha empezado a trabajar "en planes de medidas sociales y económicas para el municipio con las que poder hacer frente a lo que nos dejará esta crisis sanitaria".

EL VIRUS DA UNA TREGUA RELATIVA EN RIBAGORZA

Los tres focos de coronavirus activos en Ribagorza vivieron el viernes una jornada de relativa tregua. La usuaria que dio positivo en la Residencia de Mayores de Campo fue traslada a Yéqueda, mientras que en la residencia de Castejón de Sos fue el primer día en el que nadie tuvo fiebre. En Laspaúles, donde siguen sin respuesta a la demanda de los test, uno de los vecinos positivos trasladado la víspera al Hospital de Barbastro regresó a casa al mejorar su estado.

El alcalde de Campo, Eusebio Echart, confirmó que la residente con coronavirus fue evacuada en la tarde del viernes a la residencia de Yéqueda. El traslado se realizó con la ambulancia de la Cruz Roja con sede en Graus, detalló, aludiendo a su estado, de momento, estable. "Tiene algo de fiebre y algún síntoma. A ver cómo reacciona", comentó el edil, tranquilizando a la población ante los otros tres casos confirmados en la residencia.

"Las tres cuidadoras que dieron positivo tienen síntomas, pero están bien, recuperándose en sus casas. Hay que darle normalidad a esto, intentar no salir de casa, extremar la higiene y estar tranquilos", recomendó, mientras se sigue esperando a la UME para que desinfecte el centro de mayores, donde se han hecho labores de higienización reiteradamente en los últimos días.

En la residencia de mayores de Castejón de Sos, la veintena de usuarios pasaron el viernes un día tranquilo. "Todo el mundo está bien. Ha sido el primer día en el que nadie ha tenido fiebre después de muchos", explicó el alcalde, José Manuel Abad, consciente de la situación que, en general, mejora. "Creo que lo tenemos controlado, así que estamos un poco más tranquilos, pero esto puede cambiar en momentos, así que no bajamos la guardia con la desinfección y extremando todas las precauciones". También agradeció las muestras de solidaridad que se están recibiendo con donaciones de material para la protección del personal. "La solidaridad está por encima del todo", comentó con gratitud tras una semana muy dura con positivos entre cuidadores y usuarios, traslados, hospitalizaciones y un fallecido.

También el viernes fue un día de relativa calma en otro de los focos de contagio de la provincia: la residencia de Sariñena, centro que había vivido varios días muy duros, con numerosos contagios, traslados de residentes con síntomas menos graves a la residencia La Abubilla de Yéqueda y dos fallecidos.

Etiquetas