Alto Gállego

ALTO GÁLLEGO - JUICIO POR ASESINATO DE LA MENOR

La madre de Naiara desconocía que su hija fuera maltratada

La declaración de la progenitora en el juicio estuvo marcada por el dolor y aseguró que si hubiera habido malos tratos previos su hija se lo habría contado

La madre de Naiara desconocía que su hija fuera maltratada
La madre de Naiara desconocía que su hija fuera maltratada
EFE

HUESCA.- La declaración de Mariela Alejandra Benítez, la madre de Naiara, la niña de ocho años que murió en julio del 2017 en Sabiñánigo como consecuencia de las torturas que le infringió su tiastro Iván Pardo por no saberse la lección, estuvieron marcadas por el profundo dolor de la progenitora, quien aseguró el jueves en la vista oral en la Audiencia Provincial que desconocía que su hija fuera maltratada.

En su declaración, quiso dejar claro la excelente relación de Naiara con su padrastro, Carlos Pardo, "a quien consideraba su padre", y su abuelastra, Nieves Pena, como su "abuela".

"La responsabilidad de Naiara siempre fue mía, la parí y ha vivido ocho años de mi vida", expresó Mariela en contestación al letrado Marcos García Montes, de la acusación particular por parte del padre biológico de Naiara, Manuel Briones.

Recuerda que del 24 de junio al 6 de julio, se encontraba trabajando en una establecimiento hostelero de Bielsa y la habitación de Naiara estaba siendo arreglada en esas fechas por su padrastro, Carlos Pardo. De este modo, trasladaron a la menor a casa de su abuelastra, Nieves Pena, en la que residía Iván Pardo y dos primas de Naiara, que ayer prestaron declaración a puerta cerrada en la Audiencia Provincial de Huesca. Mariela desmintió que fuera trasladada a casa de su abuela por el bajo rendimiento escolar.

En el caso de que hubieran existido malos tratos antes del día de los hechos, el 6 de julio de 2017, "mi hija me lo hubiera contado porque me lo contaba todo", respondió a José Luis Vivas, letrado que defiende a Carlos Pardo y Nieves Pena en el caso, Y también resaltó que la relación de su marido, Carlos Pardo, "es excelente con sus hijos" y también con Naiara.

Asimismo, recordó un incidente anterior a los hechos en el que la menor tocó con los pies la tapicería del coche de Iván Pardo. y este reprendió a la menor dándole un "cachete" en el culo. "Le dije que sería la primera y última vez que tocara a mi hija", expresó la madre.

Recordó que conoció todo lo sucedido a través de los médicos y su sobrina Marian, cuando su hija se encontraba al borde de la muerte en el Hospital Miguel Servet de Zaragoza, a donde la menor fue trasladada de urgencia por el helicóptero del 112.

Durante la jornada del jueves hablaron diferentes testigos propuestos por las partes. Una vecina afirmó que escuchó gritar a Nieves Pena e Iván Pardo la noche anterior a los hechos.

También compareció en la vista el tutor de Naiara en el colegio, quien recordó a la menor como una niña "con una marcada personalidad y carácter, autónoma y buena compañera", que había aprobado todo y desmintió que sufriera acoso escolar.

El maestro de una de las primas de Naiara reconoció que detectaron en una de ellas un hematoma por presuntos malos tratos de Iván Pardo que trató de ocultar con crema.

El jefe de trabajo de la abuelastra fue quien la trasladó "destrozada" en su vehículo junto a Iván, "nervioso y triste", y una de las dos menores hasta el Hospital Miguel Servet de Zaragoza, tras conocer una primera versión de que "la menor se había caído por las escaleras de la vivienda".

Etiquetas